Sábado 22 de Enero de 2022Actualizado 16:57

El 9 de noviembre de 2020

Tiempo de lectura: 06:55
|||

Los 'payasos justicieros' piden la absolución

Hoy ha comenzado el juicio a cuatro jóvenes por robar y quemar vehículos a Logroño

EP

Hoy ha comenzado el juicio para los conocidos como 'Payasos Justicieros', cuatro acusados de diferentes delitos de daños, incendios, robo con fuerza, amenazas y pertenencia a grupo criminal, entre otros, por quemar e incendiar numerosos vehículos en calles riojanas o en el interior de garajes y generar destrozos. Para ellos (dos chicos y dos chicas), la Fiscalía pide condenas que van desde los 39 a los 75 años y medio de cárcel, aunque ellos han pedido la absolución al creer que no estaba acreditada su autoría. 

Todo comenzó, según el escrito de acusación, cuando D.L.C. y T.G.J quemaron un BMW por venganza y presenciaron la escena burlándose, según el dueño del mismo. Desde ahí se convirtieron a sí mismos en justicieros poniendo mensajes en redes como "ojo por ojo". Los daños son cuantiosos y, en uno de los incendios, en un garaje, se puso en peligro la vida de personas.

Al inicio de la vista oral, las defensas ha coincidido en pedir la nulidad de las actuaciones. Así, el abogado de uno de ellos, I.A.M, ha resaltado que "ha habido indefensión, y deben declararse las pruebas nulas". Ha creído que no debía haberse producido la intervención de sus comunicaciones y que, a partir de ahí, todo está contaminado bajo la teoría del 'árbol de frutos contaminados'.

Ha añadido que, si bien se dice que los acusados tenían "enemistad manifiesta" y "se habla de que era vox populi", no se ha traído ha nadie que avalase el relato.

La fiscal, frente a esto, ha dicho que fueron "interceptados en la comisión del delito" y, ahí, se les intervinieron los móviles con mensajes que ha pedido escuchar. Cree que no se ha impugnado ningún derecho.

El abogado de N.M.M ha señalado que dado que todos fueron asistidos por el mismo letrado en la declaración de la policía éstas estuvieron contaminadas.

Declaración de los acusados

En su declaración, los conocidos como 'Payasos Justicieros', nombre con el que según la policía se jactaban de sus delitos, han negado su culpabilidad y han rechazado lo declarado ante la policía. Además, una de las acusadas ha culpado a su expareja y ha asegurado que escribió conversaciones con su móvil porque tenía "hasta la huella".

Uno de los acusados, D.L, ha dicho que quiso proteger a su novia y ésta, que le culpa a él de todo y dice que sólo estaba presente porque él le obligaba a estar a su lado, ha dicho que llevaba tres días sin comer ni dormir y no sabía ni lo que decía.

Un tercer acusado, I.A, ha llegado a decir que declaró bajo "coacción". Su novia en ese momento, N.M, ha dicho: "Yo no tenía ningún tipo de conocimiento de lo que hacían los tres juntos" y también ha dicho que dijo lo que dijo ante la policía porque se sintió "presionada por los agentes".

El primero en declarar hoy en el juicio ha sido D.L. Sólo ha querido contestar a su abogado y, ante él, ha dicho que con el otro acusado, I.A, se veía "de forma puntual" en el entorno del Palacio de los deportes; y a N.M porque era su novia de aquel.

Ha explicado que "apenas se metía en redes" y su novia, en cambio, sí estaba pendiente con el móvil. Ha negado participar en los incendios; y ha dicho que en una pelea que se le imputa fue la otra persona la que le partió la mandíbula "sin más".

Se le ha preguntado por un presunto incendio a un contenedor de basura de la calle Cigüeña de Logroño por supuesta venganza a la multa que le habían puesto a su novia, pero ha dicho no recordarlo. Ella, por su parte, más adelante ha dado otra versión. Ha dicho que, si bien la multa se la pusieron a ella por tener mal un tubo de escape, fue él el que se enfadó y decidió prender fuego a colchones y unas maderas que, después, se propagó.

Ella ha relatado, también, que a continuación, D.L quemó una peluca en Villamediana y el fuego se extendió a unos sarmientos. La peluca, ha dicho, la usaba para que no le reconocieran. Y ha añadido: "Tenía hasta pistola y estaba buscando balas". ¿Por qué estaba ella con él? Ha defendido que le obligaba a estar juntos 24 horas y ella lo hacía por miedo incluso a lo que pudiera hacer a su familia. "Si no lo hacía me pegaba y me escupía", ha afirmado.

T.G llegó a pedir una orden de alejamiento y su exnovio ha contado que "intentaba entrar en contacto" con él estando vigente, de hecho, volvieron a estar juntos. Ella ha insistido que por miedo.

Ella ha relatado cómo, un día, estaba de paseo con D.L y él se encontró las llaves de un coche. Ha defendido que ella desconocía sus intenciones y que prendió el coche porque no había podido arrancarlo. "Me obligó a pasar por ahí", ha defendido.

Le ha acusado, también, de quemar una moto por celos; y cuando le han leído los mensajes que ella ponía en Instagram y en WhatsApp ha asegurado que los escribía él, porque tenía su contraseña y hasta su huella. Incluso le ha acusado de drogarse, a veces delante de ella.

Del número de móvil de T.G salió un mensaje con un emoticono ardiendo respondiendo a una invitación a drogarse: "Yo soy más sana y me divierto de otras maneras", decía el mensaje. Hoy ha dicho que no lo mandó ella, que fue él, porque le cogía el móvil, le obligaba a estar con él y llegó a cortarle los frenos del coche.

Ha reconocido que fue voluntariamente a declarar a la Policía, pero ha rechazado lo que dijo ese día: "Llevaba tres días sin dormir ni comer", ha dicho. De su exnovio ha dicho que "aún dentro de la cárcel" le hace "la vida imposible". Ante la estupefacción del abogado de él ha explicado que, al pasar por su módulo para ir al taller de cerámica, le espera en la puerta y ha tenido que hacerlo saber. El abogado ha supuesto que eso estará registrado.

Publicaciones en su Instagram con fotos de los dos besándose y declaraciones como "Amor te amo a ti y solamente a ti" las ha explicado como obligadas por parte de él.

Por su parte, I.A también ha respondido sólo a su letrado. "Para nada ratifico la declaración" ante la policía, ha dicho, añadiendo: "Al final fue bajo coacción yo creo". Su abogado le ha interrumpido: "Para intentar salvar el pellejo", y él ha asentido.

La última en intervenir, N.M, ha dicho que no conocía de nada a D.L y T.G; y de su exnovio, I.A, ha explicado que llevaban un mes y medio y rompieron al ser detenido. "Yo no tenía ningún tipo de conocimiento de lo que hacían los tres juntos", ha dicho.

No obstante, ha relatado cómo su exnovio quemó coches en un garaje después de coger una garrafa. Pero ha dicho que no tenía ni idea de qué iba a hacer cuando entró con él. Incluso ha dicho que le recriminó lo que había hecho. ¿Por qué en la declaración se incluyó como culpable? Ha dicho que porque estaba muy nerviosa.

Ha contado que su exnovio encontró una mochila con unas llaves de coche, y ella le dijo que las dejara, pero empezó a probar en coches y no recuerda si fueron a una gasolinera. En ese momento I.A ha protestado desde su asiento y la jueza le ha llamado al orden.

Después fueron al monte y ella ha explicado que, en un momento determinado, se marchó "por miedo".

"Es que no entiendo", ha dicho la fiscal, "fue a un garaje sin saber que iban a quemar coches y a los pocos días le acompaña a robar un coche que acabó siendo quemado". "Es que no vi ni que lo quemaba", ha dicho ella.

En la Policía, ha dicho: "Estaba nerviosa, declaré mal y me sentí presionada por los agentes". Y en el juzgado, en primera instancia, ha añadido, también. La jueza ha querido saber "quién le presionó en el juzgado" y ella ha replicado: "Estaba muy nerviosa".

Normas anti-covid

La primera fecha de celebración de juicio era el pasado mes de julio, sin embargo, se tuvo que aplazar por la necesidad de organizar cómo respetar las normas por la pandemia de la COVID-19.

De hecho, la defensa de una de las acusadas ha criticado la sala elegida y, además, ha pedido un biombo para que pudiera intervenir dado que también tiene pendiente un juicio por violencia de género.

Otras defensa ha señalado sus problemas para oír un juicio que la propia jueza ha calificado de "tedioso" (por la cantidad de acusaciones particulares). "Lo tenemos difícil, no será porque no lo hemos intentado", ha reconocido la jueza.

Tras unas primeras intervenciones de las defensa y la fiscal, el juicio se ha suspendido para renovar el aire.

|||

A favor 10 En contra 21

Logroño Deporte otoño 21 pequeñoTeatro Bretón 22 eneroAyto Bretón PlateaPP Creemos en un futuro en libertadSDL Campaña socios enero 22Manifestación sindicatos agrarios
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí