Rioja2

Miércoles 25 de Noviembre de 2020Actualizado 23:25

Violencia de Género
El 22 de noviembre de 2020

Tiempo de lectura: 02:17
|||

Tarde de debutantes

Rubén R. Casas

Se celebró la penúltima tarde de toros en la llamada Gira de la Reconstrucción, el fin de semana más taurino de la temporada con reses de la legendaria ganadería de Miura, para los diestros Pepe Moral y Gómez del Pilar, todos debutantes en La Ribera, y por supuesto con todas las medidas de seguridad anticovid seguidas a rajatabla. Magnífica la gestión de las medidas de seguridad tomadas por parte de la empresa. 

La ganadería de Miura ha debutado en La Ribera, que no en Logroño, aunque no visitaba nuestra ciudad tras más de cuatro décadas, ya que su última actuación en nuestra recordada “Manzanera”  fue el 23 de septiembre de 1979, los toros de juego desigual.

Pepe Moral en el que abría plaza jugó bien los brazos con el capote, galleando por chicuelinas al paso lo dejó colocado para el caballo. Tras el brindis que realizó al respetable, comenzó la faena por el derecho con una buena tanda donde arrancó las palmas en la andanada e hizo sonar la banda. Con la izquierda le sacó algún natural templado, en redondo y consintiéndole volvió al derecho aprovechando las sosas embestidas del burel, con los aceros no estuvo fino y escuchó dos avisos. El toro fue ovacionado en el arrastre y Moral perdió más premio por los aceros, silencio.

 En el tercero de la tarde con la muleta arrancó por el derecho, pero acompañaba la sosa embestida de la res, sacó algún natural lucido ya que le tenía que consentir mucho para sacar pases de uno en uno, el toro deslucido y agarrado al piso. Con los aceros volvió a pinchar y una estocada tendida los despachó tras sonar un aviso, se ovacionó al toro en el arrastre y silencio para Moral.

Gómez del Pilar se fue a recibir al primer de su lote a portagayola con buen sentido capotero. Le hizo todo a favor por la descompuesta embestida, destacó en el tercio de varas Sangüesa, en sus dos puyazos. En el segundo encuentro el maestro le dio mucha distancia haciendo las delicias de la más exigente afición logroñesa, que volvía a revivir momentos que ya no lo vemos en las tardes mateas.

Tras el brindis a D. Carlos Lumbreras, ganadero riojano de postín y anfitrión en muchos tentaderos del agradecido matador, realizó una faena de mucho mérito con una astado que había que estar firme robándole pases de uno en uno por ambos pitones, demostró que además de torear tiene recursos y valor, de una gran estocada le arrancó una oreja bien ganada. En el que cerró la tarde volvió a la puerta de chiqueros y con buen son lanceo de capa. Otro buen tercio de varas a cargo de Pepe Aguado, tras el brindis a su cuadrilla comenzó a torear en redondo con un toro que tenía sus complicaciones, miraba y nunca iba metido en la muleta que le ofrecían, pincha y deja una buena estocada delantera. 

Los trofeos que se conceden en esta tarde: para el toro Amapolo lidiado en primer lugar, para el varilarguero Pepe Aguado, el mejor par de banderillas Vicente Varela, y mejor brega para Rafael González.

|||


USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí