Rioja2

Lunes 18 de Noviembre de 2019Actualizado 14:03

Mercedes GLA 180 Black
El 11 de julio de 2011

Tiempo de lectura: 01:19
|||

Camacho y Jáuregui, posibles recambios de Rubalcaba

Antonio Camacho, número dos del vicepresidente del Gobierno, se perfila como el principal sucesor para lo que resta de legislatura. Nadie como él conoce los entresijos de Interior y sería una persona propuesta directamente por el ya oficial candidato del PSOE a las elecciones.

Expectación por el sustituto de Rubalcaba

Redacción

Son pocas pero importantes las incógnitas que ha de desvelar este lunes o a lo más tardar el martes el presidente del Gobierno. Junto a Pérez Rubalcaba ha diseñado este fin de semana las líneas maestras de los últimos coletazos de una legislatura que puede terminar antes de lo previsto. Con toda probabilidad este domingo ambos habrán debatido sobre un posible adelanto electoral toda vez que el vicepresidente Rubalcaba anunció el viernes que abandonaba el Gobierno revelando el sábado los puntos principales de la que será su estrategia electoral.

Aunque el presidente Zapatero es amigo de las sorpresas, como ya hizo en septiembre pasado con su última gran crisis de gobierno, lo cierto es que este lunes no se espera más que un relevo que es el de Rubalcaba. Todo apunta a que su número dos en Interior, Antonio Camacho será el favorito para hacerse con el Ministerio. Sin embargo, la portavocía del Ejecutivo quedaría en manos del ministro de la Presidencia, Ramón Jáuregui.

La incógnita está en saber quien ocupará la vicepresidencia que queda desierta. Según fuentes cercanas al Gobierno quedaría vacía. Por tanto, Salgado y Chaves cerrarían ahora el círculo de poder en torno a Zapatero, aunque también hay algunas voces que apuntan a un posible premio a Chacón, que se podría convertir en vicepresidenta. Ahora bien, este extremo no es muy posible, siempre según allegados al Consejo de Ministros. Lo que sí parece probable es que el secretario de Seguridad se convierta en el responsable de Interior con una responsabilidad máxima en acabar con ETA en los últimos meses de Zapatero al frente del Gobierno. Sin embargo, todos saben en el Ejecutivo que las dotes de orador de Rubalcaba serán difíciles de suplir. De ahí que Jáuregui sea el único con claras aspiraciones.
|||

A favor En contra

0 comentarios
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí