Rioja2

Viernes 18 de Octubre de 2019Actualizado 22:00

CLA SB
El 19 de febrero de 2011

Tiempo de lectura: 02:45
|||

Cómoda victoria del Naturhouse La Rioja (39-26)

El conjunto riojano se llevó la victoria en el partido de ida de los octavos de final de la Copa EHF ante un débil Tatabanya impreciso y nervioso que sufrió para atravesar la muralla franjivina.

Naturhouse - Tatabanya, 39-26

Redacción

Naturhouse La Rioja (18+21): Aguinagalde (p), Parra (2), Juárez (10, 3 de penalti), Velasco (2), Víctor Hugo (1), Garabaya (6), Amargant (2), Lorger (ps), Arrieta (1), Tioumentsev (5), Paco López (2), Dujshebaev (4), Praznik (4) y Silva.

Tatabanya Carbonex (13+13): Szente (p), Ivo Díaz (5), Halasz (3), Kiss (2, 1p), Nagy, Harsanyi (1), Pordan (7), Melhardt (ps), Kekezovic (2, 1p), Gyorgy, Kanyo, Kocsis, Urban (4), Lele (1), Sutka y Denes (1).

Parciales: 2-1, 5-1, 7-6, 9-8, 12-10, 18-13 (descanso), 22-16, 25-18, 28-20, 30-21, 34-25 y 39-26. Árbitros: Johansson y Kliko (Suecia). Excluyeron a los locales Amargant (2 veces), Praznik y Silva; y a los visitantes Díaz, Gyorgy (ambos 2 veces), Pordan y Denes. Incidencias: Alrededor de 2.500 espectadores presenciaron el encuentro de ida de los octavos de final de la Copa EHF en el Palacio de los Deportes de La Rioja, entre ellos medio centenar de seguidores del conjunto húngaro.

NATURHOUSE LA RIOJA - TATABANYA, 39-26
El Palacio de los Deportes acogió este sábado los octavos de final de la Copa EHF entre el Naturhouse La Rioja y el Tatabanya Carbonex. El cuadro riojano se llevó justamente la victoria (39-26) en un partido muy completo en donde mostró sus credenciales ante un rival mucho más débil y con pocas ideas.

El conjunto de Jota González comenzó muy serio y ordenado en defensa, no dejando entrar al equipo húngaro. El entrenador franjivino comentaba días antes de este partido que la clave estaría en la defensa y así fue. A los ocho minutos el luminoso marcaba un 4-1. Pobre renta de tantos la de los húngaros que no encontraban su juego. Al contrario que el equipo riojano que salió muy enchufado y tanto Garabaya como Amargant llevaron en los primeros minutos las grandes diferencias al marcador (5-1).

El Tatabanya empezó con una defensa muy abierta lo que aprovechó el cuadro riojano para jugar cómodamente. El equipo visitante volvió a una defensa 6-0 y las cosas se igualaron hasta empatar en el minuto once (5-5). Los húngaros lograron ponerse por delante (5-6) en un visto y no visto tras un despiste del cuadro riojano. Mal el conjunto local que de un 5-1 pasó a un 5-6.

El partido en ese momento se tornó abierto con alternancias en el marcador (7-7)
pero conforme pasaban los minutos el Tatabanya se mostró más impreciso en sus pases y ataques y el Naturhouse se fue creciendo volviendo a poner distancias en el marcador (12-8).

Finalmente el equipo de casa se fue, con una generosa ventaja y por méritos propios, al descanso merced al juego rápido de Garabaya que fue el gran soporte de su equipo (18-13 al descanso). Por su parte, el equipo húngaro cometió muchos fallos y los nervios terminaron traicionándole. Físicamente se vinieron abajo.

En la segunda parte el Naturhouse se mantuvo fresco, más incluso que en la primera mitad. Parra de extremo cambiado puso más dinamita en el luminoso (21-16). A la contra, el cuadro local seguía haciendo daño al rival que se empezaba a hundir poco a poco (24-17 y 26-29 a falta de 17 minutos).

Volvió a cambiar su defensa el equipo visitante y empezó a bloquear (26-19). No dio el partido por perdido en ningún momento pero el Naturhouse fue superior en todas las facetas. Al contrataque cuajaron un partido perfecto.

Nervios, imprecisiones y precipitación... El Tatabanya fue un cúmulo de estos tres elementos y veía impasivo cómo, por un lado, Gurutz parándolo todo, y por otro, con el acierto de los jugadores rivales en ataque, el partido se les iba yendo (28-20 a falta de 14 minutos). El cuadro húngaro alternando diferentes defensas, 6-0, 5-1 y 3-3, no consiguió parar al equipo de Jota González que tuvo en las contras a su mejor aliado (34-25).

Destacar la capacidad anotadora de practicamente todo el equipo local. Juarez con diez goles se convirtió en el máximo artillero de su equipo y no podemos olvidar la gran actuación del capitán local, el portero Gurutz Aguinagalde, con 19 paradas en su haber.

Finalmente, el Naturhouse se llevó la victoria por 39-26. El equipo riojano se lleva una buena ventaja de 13 goles de diferencia, muy cómoda y practicamente definitiva para afrontar el partido de vuelta en Hungría el próximo fin de semana.
TAGS:
|||

A favor 7 En contra 0

0 comentarios
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí