Rioja2

Martes 15 de Octubre de 2019Actualizado 23:11

GLC Coupé
El 10 de febrero de 2011

Tiempo de lectura: 03:14
|||

Valoración positiva de la Ley de Extranjería

Asociaciones de mujeres creen que ampliará la protección de las mujeres inmigrantes maltratadas. El Instituto de la Mujer abordará el tema en el colectivo con discapacidad.

Violencia de Género

Redacción

La protección de las mujeres víctimas de violencia de género sigue dando pequeños pasos en la sociedad española. En uno de los ámbitos donde se ha producido un cambio es en el de la inmigración, donde el nuevo Reglamento de la Ley de Extranjería amplia la protección de las mujeres inmigrantes víctimas de malos tratos, tal como valoran las principales asociaciones de mujeres españolas.

Desde la Asociación de Mujeres Juristas Themis , su presidenta, Ángela Cerrillos, ha indicado, en declaraciones a Europa Press, que esta organización apoya a cualquier iniciativa que ayude a “cualquier víctima” de violencia de género, “siempre que se haga con las debidas garantías”. Sin embargo, ha mostrado su desconfianza sobre los medios para que el Reglamento se pueda cumplir, tanto jurídicos, como materiales y laborales porque, según ha alertado, “la situación actualmente es muy precaria”. “Somos escépticas en este sentido”, ha aseverado la presidenta de Themis.

Por su parte, la presidenta de la Fundación Mujeres , Marisa Soleto, ha calificado esta medida de “positiva” porque “las cifras dan pistas de la necesidad de ampliar la cobertura a las víctimas de violencia de género inmigrantes, así como las posibilidades para salir de esta situación”.

A su juicio, con este borrador el gobierno puede poner fin a parte de las razones que “están siendo disuasorias a la hora de denunciar al agresor”, que tienen que ver con la capacidad para poder “pilotar su vida sola” sin depender de quien la maltrata. “Se trata de reformar y dar mayores recursos para evitar situaciones en que la mujer estaba obligada a convivir con el maltratador como ocurre en las situaciones de reagrupación familiar”, ha explicado Soleto.

En la misma línea, la presidenta de la Federación de Mujeres Progresistas , Yolanda Besteiro, ha celebrado que la inclusión en el Reglamento permita acabar con la situación de aquellas mujeres maltratadas que dependen del supuesto agresor para poder vivir en España y, si se separan, corren el riesgo de ser expulsadas. “Que puedan obtener el permiso por sí mismas nos parece muy importante para ellas y para la lucha contra la violencia de género”, ha subrayado, para añadir que este asunto todavía no estaba resuelto ni concretado en ninguna norma.

Por su parte, la presidenta de la Asociación de Mujeres Separadas y Divorciadas , Ana María del Campo, ha indicado que si bien “aplaude” la intención del gobierno de proteger a las mujeres inmigrantes frente a este tipo de violencia, también ha advertido de la “arbitrariedad” con que los jueces aplican las leyes.

“En violencia de género lo que hacen los jueces dista mucho de las normas”, ha advertido, para añadir que, en la actualidad, debido a las actuaciones de los magistrados, “los agresores están ganando en impunidad y las mujeres en indefensión”.

La protección de las mujeres con discapacidad

Por otro lado, otro de los colectivos de mujeres más vulnerables a la violencia de género, el de las mujeres con discapacidad, podría ver futuros cambios que ayudarán a frenar los malos tratos contra estas personas.

Así, el Instituto de la Mujer abordará el estudio de la violencia de género hacia mujeres con discapacidad, según ha afirmado su subdirectora, Teresa Blat, durante la inauguración de la I Jornada Violencia de género en la mujer con discapacidad, en León. Para Blat, es oportuno “visibilizar mucho más” esta cuestión, porque hasta el momento es algo “oculto y brutal”.

La subdirectora del Instituto de la Mujer ha señalado que las cifras estimativas ofrecidas por el Consejo Europa revelan que el 40 % de las mujeres discapacitadas ha sufrido en algún momento de su vida violencia de género. Dichos casos de violencia de género, según ha explicado, provienen de los entornos familiares, e incluso del círculo de amistades y, al parecer, se da una mayor incidencia de casos entre las discapacitadas intelectuales.

Sin embargo, se producen muy pocas denuncias por parte de este colectivo, por lo que el Instituto de la Mujer tratará de sacar los casos a la luz y trabajar en este aspecto, para lo que se realizará un estudio en el ámbito nacional.

En este contexto, ha alertado de que las mujeres con discapacidad son personas “mucho más vulnerables”, que en muchos de los casos padecen múltiples discriminaciones, además de tratarse de un colectivo con poca independencia y, en general, con numerosas dificultades.
|||

A favor En contra

0 comentarios
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí