Lunes 26 de Julio de 2021Actualizado 23:06

El 12 de mayo de 2010

Tiempo de lectura: 03:02
|||

El peligro del rechazo

El riesgo de suicidio en jóvenes LGBT se multiplica por ocho cuando éstos no se sienten aceptados por la familia.

Redacción

El estudio 'La importancia de la aceptación familiar para la salud física y mental de los jóvenes homosexuales y bisexuales' realizado por Caitlin Ryan, doctora de la Universidad de California cuyos resultados han sido presentados recientemente, demuestra que, para los jóvenes lesbianas, gays, bisexuales y transexuales (LGBT), sentirse aceptados por su familia tal y como son es fundamental para desarrollar una madurez plena y feliz.

De hecho, según dicho estudio, el rechazo familiar multiplica por ocho el riesgo de suicidio de estos jóvenes. Y éste no es el único riesgo al que se enfrentan las personas que no sienten el respaldo necesario en su núcleo familiar. La doctora Ryan advierte de que esta situación de rechazo multiplica por tres las posibilidades de que el joven consuma drogas y de que contraiga el VIH y casi por seis, las de que termine desarrollando una depresión.

Por otro lado, y como no podía ser de otra manera, sentirse rechazados por su familia debido a su identidad, lleva a estos jóvenes a tener una autoestima mucho más baja y ha sentirse aislados si llega el momento de pedir ayuda para solventar un problema.

Cara al desarrollo de una vida adulta de las personas LGBT, el estudio afirma que el 90% de aquellos que no han sido "nada aceptados" por su familia, no desean ser padres en el futuro y "sólo uno de cada tres" piensa que será feliz de adulto.

Una educación que fomente la tolerancia y la comprensión del otro, puede ayudar sobremanera a las familias que en un primer momento sienten rechazo hacia la identidad de su hijo o hija, sin embargo, la responsable del estudio advierte de que "hay familias en las que no hay esperanzas'', que tienden a intentar cambiar a su hijo en lugar de adaptarse a la situación real en la que se encuentran.  

Así reaccionan las familias

Las poco alentadoras conclusiones de este estudio en referencia a la reacción de las familias al recibir por primera vez la noticia que confirma que su hija o hijo es LGTB, provienen de diversas entrevistas en profundidad realizadas tanto a estos jóvenes como a diversos miembros de sus familias, provenientes de diferentes ámbitos sociales y religiosos del Estado de California.

Tras dichos sondeos, la doctora Ryan afirma que un tercio de los padres reaccionan negativamente ante dicha noticia; el 50%, aunque lo tolera, desearía no vivir esta situación, y el resto lo asume positivamente desde el principio. Aunque, según ha explicado Ryan, el rechazo de la familia rara vez se identifica con un intento de perjudicar al hijo, nieto, etc.

No es preciso recurrir al ejemplo californiano para cerciorarse de que efectivamente el rechazo y la falta de aceptación está presenta en la vida de las personas LGTB. La presidenta de la Asociación de Padres y Madres de Gays, Lesbianas, Bisexuales y Transexuales, (AMPGYL) Ester Nolla i Miró, señala que, incluso las familias que afirmaban que aceptarían sin problema la identidad de su hijo o hija, se muestran contrariadas y disgustadas al recibir la noticia. 

Nolla i Miró, hacía hincapié en la gravedad de que sean los propios familiares los que marginen a los niños LGBT. En referencia a los padres que asisten a la asociación 'con un disgusto', al conocer la identidad sexual de sus hijos, recomienda que cambien, escuchen y se informen.

Como dato cercano y significativo, el secretario general de Movimientos Sociales del PSOE y concejal del Ayuntamiento de Madrid, Pedro Zerolo, recordaba que sólo en tres  de cada cinco bodas de parejas homosexuales que él mismo lleva a cabo en el Consistorio, están presentes las familias. 

Unidos por sus derechos

La asociación AMPGYL, como tantas otras, trabaja para lograr la comprensión y el respeto que todo ser humano merece, de toda la sociedad hacia las personas LGBT que, a pesar de los avances en reconocimiento de derechos, aún sienten, como revelaba este estudio, el rechazo más doloroso, el del entorno cercano.

Este no es el único colectivo que lucha por la igualdad de las personas LGBT en nuestro país. En La Rioja encontramos la asociación 'Gays y Lesbianas de Aquí' (GYLDA), un grupo de personas que trabajan por conseguir los que ya debieran ser sus derechos en una sociedad libre y respetuosa con la diversidad. Además de organizar diversas actividades lúdicas, cuentan con un asesor en prevención sanitaria y educación en diversidad afectivo-sexual.

|||

A favor 7 En contra 0

0 comentarios
Logroño Deporte VeranoBarranco Perdido verano 2021Reto DemográficoUR Refuerzo master 1
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí