Rioja2

Domingo 17 de Noviembre de 2019Actualizado 17:11

Mercedes GLA 180 Black
El 19 de mayo de 2009

Tiempo de lectura: 03:31
|||

Finaliza el conflicto en el norte de Sri Lanka

Tras 25 años de guerra civil, el presidente ceilandés da por concluidas las ofensivas contra los independentistas.

Redacción

El conflicto en Sri Lanka se remonta 25 años, desde que el grupo independentista y terrorista llamados Tigres de Liberación reclamaba la independencia de los territorios del noreste de la isla que suponen la península de Jaffna,  la ciudad de Trincomalee y sus alrededores. Este movimiento ha combinado durante todos estos años la lucha de guerrillas con los atentados terroristas.

 

Desde el levantamiento del Alto el Fuego declarado en 2008, la ofensiva por parte de las tropas gubernamentales había logrado cercar a los rebeldes en el noreste de la isla, lo que ha dejado atrapados en la zona de conflicto decenas de miles de civiles. Esto provocó una crisis humanitaria que llevó a los rebeldes tamiles a declarar un alto el fuego unilateral el pasado mes de abril, que el Gobierno rechazó al considerar que el fin de la guerrilla estaba muy cerca.

 

El gobierno de Sri Lanka ha dado por concluido el conflicto tras la última ofensiva, que ha tenido lugar durante la madrugada del pasado lunes 18 de mayo y que se ha cobrado la vida de al menos siete de los principales dirigentes de la organización terrorista, entre ellos la de su líder máximo Vellupillai Prabhakaran y la de su hijo y heredero legítimo, cuyo cadáver fue mostrado por la televisión nacional a las pocas horas de ser localizado e identificado.

 

El presidente de Sri Lanka, Mahinda Rajapaksa ha afirmado en su comparecencia ante el Parlamento de su  país haber liberado al pueblo ceilandés de todo el terrorismo de los  independentistas y haber establecido el mandato de su gobierno en todo el territorio. También hizo un llamamiento a la comunidad internacional pidiendo colaboración en la reconstrucción de las zonas más afectadas por los combates.

 

Reacciones de la comunidad internacional

 

Al declararse terminado el conflicto, la Unión Europea ha pedido a  las partes implicadas que se investiguen las violaciones de los Derechos Humanos, y que trabajen para responder a las preocupaciones de las distintas comunidades del país.

 

Los ministros del Consejo de Asuntos Generales de Bruselas han afirmado estar “horrorizados” ante la gran pérdida de víctimas inocentes a causa del conflicto y han solicitado al gobierno de Sri Lanka el inicio de un proceso político que lleve al país a lograr la seguridad a largo plazo, la reconstrucción, y la prosperidad. Recuerdan a las partes implicadas en el conflicto que deben respetar sus obligaciones bajo el Derecho Internacional Humanitario y las leyes de Derechos Humanos.

 

Este conflicto ha provocado importantes reacciones internacionales. El pasado 12 de mayo, el Secretario General de la ONU, Ban Ki-moon emitió un comunicado instando al gobierno de Sri Lanka a explorar todas las opciones posibles para poner fin al conflicto en la región de Vanni evitando otro “baño de sangre” para la población civil. Reclamó a las autoridades que hicieran públicas las opciones para una solución que no se cobrase más vidas humanas.

 

Sobre los llamados Tigres de Liberación Tamil Eelam, el Secretario de Naciones Unidas afirmó que  han mostrado una falta total de respeto por las vidas civiles y les hace responsables de las miles de personas que se encontraban y se encuentran aún atrapadas en la zona del conflicto. Ban Ki-moon recordaba en su comunicado a los miles de ciudadanos muertos en consecuencia de estos enfrentamientos y los miles que viven en grave peligro ante el uso generalizado que se ha hecho en zonas de gran concentración de civiles de armas de alto calibre. Por este motivo, reclamaba a los Tigres de Liberación que permitieran a los civiles salir de la zona.

 

El fin de semana anterior al comunicado de Ban Ki-moon fue especialmente sangriento en Vanni por los violentos enfrentamientos entre la guerrilla y las fuerzas armadas de Sri Lanka. El Secretario General de la ONU  repartió las culpas sobre estos sucesos entre las partes implicadas y solicitó respeto hacia el Derecho Internacional, y añadiendo que el resto de los países vigilaban de cerca los combates y no permitirían más violaciones de los Derechos Humanos.

 

La Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) ha solicitado por medio de un comunicado al gobierno de Sri Lanka que provea de más terrenos y materiales para la construcción de refugios de emergencia, agua y saneamiento para los desplazados de la zona de conflicto. Un total de 250.000 personas han tenido que abandonar sus hogares en los últimos meses por la guerra civil. ACNUR propone la instalación de 10.000 refugios adicionales para recibir la ultima tanda de 65.000 desplazados por el conflicto. Para eso hizo un llamamiento a las autoridades locales para que dejen disponibles edificios públicos en Vavuniya, Jaffna, Manna y Kilonochchi.

 

En la región de Vanni, al norte de Sri Lanka, parecen haber terminado los fuegos cruzados y la lucha armada, pero la realidad de 250.000 personas desplazadas de sus hogares y sin sitio al que regresar ante los enormes destrozos que los combates han provocado,y la justicia para tantos otros  masacrados ,se impone en las preocupaciones de las Naciones Unidas y se convierte en una problemática humanitaria de primer orden.

TAGS:
|||

A favor En contra

0 comentarios
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí