Rioja2

Sábado 19 de Octubre de 2019Actualizado 11:15

Adrenaline Webads
El 26 de enero de 2009

Tiempo de lectura: 03:50
|||

El Gobierno reconoce que las previsiones del temporal "se quedaron cortas"

Tras varios días de intenso temporal, la mayoría de las comunidades ya han retirado su alerta, excepto Galicia, que mantiene la alerta roja en el mar por el fuerte oleaje.

Agencias

El ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, reconoció que las previsiones meteorológicas sobre el temporal de aire que ha azotado la península en las últimas horas "se han quedado cortas", pero subrayó que "todo el mundo" estaba avisado y los servicios de alerta preparados.


Tras varios días de intenso temporal, la mayoría de las comunidades ya han retirado su alerta, como baleares y Valencia, o han bajado el nivel de la misma. Sólo hay una excepción, Galicia, que mantiene la alerta roja en el mar por el fuerte oleaje.


Tras la polémica suscitada con el temporal de nieve de hace dos semanas que provocó el caos en algunas ciudades de la Península, Rubalcaba reconoce de nuevo que el fuerte viento que sopla en todo el país han sido más fuertes de lo que se esperaban. "Es verdad que ha sido un temporal impresionante y una vez más nos encontramos con algo fácil de entender, y es que las previsiones meteorológicas se han quedado cortas", declaró el titular de Interior, quien afirmó que, no obstante, "estaba todo el mundo avisado y estaban los servicios de alerta".


En declaraciones a los periodistas realizadas tras visitar las obras de la futura nueva Comisaría de San Fernando (Cádiz), Rubalcaba señaló que el fin de semana ha sido "tremendo, fundamentalmente "por la pérdida de vidas humanas" en referencia a los 12 fallecidos como consecuencia del temporal. Entre las víctimas destaca la trágica muerte de cuatro niños que practicaban béisbol en las instalaciones deportivas de Sant Boi de Llobregat (Barcelona) y que mañana recibirán sepultura en la localidad, en donde se celebrará un funeral conjunto. Sus seis compañeros que resultaron heridos se encuentran en buen estado y ya no se teme por sus vidas.


En Cataluña continúan las consecuencias de los fuertes vientos de la jornada del sábado y, a pesar de que las autoridades ya dan por finalizada la situación de riesgo en la comunidad, cinco carreteras de la red secundaria tuvieron que cortarse al tráfico debido a la nieve y a la caída de árboles debido a las fuertes rachas de aire. Además, unas 40.000 personas de 70 municipios, concentrados en la Cerdanya, Baix Llobregat y Tarragona, estuvieron sin luz durante parte del día hasta que Fecsa-Endesa activó todos sus equipos de emergencia para resolver lo antes posible la situación. Sin embargo, el Ayuntamiento de Ascó (Tarragona) ha reprochado a Fecsa-Endesa su "desatención" tras el corte de luz. En un comunicado, el Consistorio remarcó que la compañía "no consideró prioritario resolver la falta de suministro eléctrico en el municipio que tiene la responsabilidad de actuar en primera instancia en caso de emergencia nuclear".


Así, explicó que hubo diversos cortes puntuales desde las 13 horas del sábado, hasta que el municipio se quedó sin suministro a las 15.30 y hasta las 20.00 horas. Ante esta situación, el Ayuntamiento reclamó una reunión de urgencia con los responsables de la empresa energética para recibir explicaciones sobre la "reiteración de apagones generalizados" en el municipio, y sobre el "nulo funcionamiento" de un sistema de emergencias instalado por el Consistorio para evitar cortes, cuyo mantenimiento corresponde a la compañía eléctrica.


CORTES EN GALICIA


También en Galicia viven a oscuras desde hace unos días. Al menos unos 86.300 usuarios según la Xunta, 66.000 de los cuales son clientes de Fenosa, mientras que los restantes pertenecen a Begasa. Las provincias más afectadas son A Coruña y Lugo, en donde el viento ha tenido una mayor virulencia en las últimas horas. De hecho, en ambas provincias hay municipios que tampoco tienen línea de teléfono debido al temporal. En este sentido, el presidente del ejecutivo gallego, Emilio Pérez Touriño, anunció que espera que en "la noche de hoy" todas las casas de la comunidad vuelvan a la normalidad gracias al trabajo "coordinado" de todos los servicios.


Touriño, que quiso enviar su pésame a la familia del sargento de la Guardia Civil fallecido en acto de servicio, anunció además que la Xunta aprobará el jueves un Decreto de ayuda extraordinaria para compensar las pérdidas causadas por el viento en las infraestructuras públicas, administración, comercio y viviendas particulares, no obstante Galicia ha sido una de las autonomías más damnificadas por los vientos. De hecho, el servicio de meteorología MeteoGalicia, dependiente de la Consellería de Medio Ambiente, mantiene la alerta roja por viento en el mar y amarilla por nieve en Lugo, Ourense y Pontevedra.


El País Vasco también mantiene su alerta, aunque naranja, por el oleaje, aunque el viento se espera que baje a rachas de 100 kilómetros hora y también el suministro de luz ha sido un problema. Casi 18.000 personas en el País vasco han tenido problemas por lo que un helicóptero de la Ertzaintza sobrevoló la zona de Vizcaya (la más afectada) para detectar donde se encontraban los problemas en la red eléctrica.


Por el contrario, otras comunidades ya han comenzado desactivar los planes de emergencia ante la marcha del temporal. Baleares y Valencia ya han vuelto a la normalidad. En el archipiélago mediterráneo los puertos regresaron a su actividad habitual tras un día cerrados, mientras que en Levante se acaba la alerta por vientos pero se ha activado la de incendios.

TAGS:
|||

A favor En contra

0 comentarios
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí