Rioja2

Miércoles 16 de Octubre de 2019Actualizado 16:12

GLC Coupé
El 12 de abril de 2008

Tiempo de lectura: 01:49
|||

Buscando el milagro

El Barcelona recibe al Kiel, vigente campeón de Europa, en busca de un triunfo por diez o más goles para acceder a la final continental.

Europa Press

El FC Barcelona necesita ganar por 10 goles al THW Kiel alemán, actual campeón de Europa, en el partido que ambos disputan este domingo (16:45/C33) en el Palau Blaugrana, para clasificarse para la final de la Liga de Campeones (donde ya espera el Ciudad Real), lo que se convierte en el más difícil todavía para los azulgrana, que sufrieron en Alemania su peor derrota en el torneo.

 

Los azulgrana se aferran al factor de jugar en el Palau, escenario de grandes remontadas en las últimas décadas, para levantar el 41-31 que recibieron en la cancha del Kiel, aunque bien puede considerarse un milagro, ya que este Barça no está al nivel del famoso 'Dream Team' que marcó época en los 90 y porque más se asemeja a aquel equipo el actual Kiel. El equipo de Manolo Cadenas afronta el partido asumiendo la enorme dificultad que entraña, consciente de la necesidad de completar una gran actuación en todas sus líneas y de que los alemanes no tengan el día, aunque también con la confianza que le ha dado vencer al Portland San Antonio (39-34) en la Asobal, en la que sigue aspirando al título.

 

Cadenas mantiene la baja del portero Barrufet, lesionado la semana pasada en el partido disputado en Kiel, para recibir al conjunto alemán. El Kiel, por su parte, vuelve al Palau con la mayor ventaja de su historia en una visita al pabellón barcelonista, donde ha sufrido remontadas, aunque la última vez hizo valer una renta de siete goles. El Barça, que ha disputado diez semifinales de la Copa de Europa de balonmano y ha pasado a la final ocho veces, ha remontado derrotas por tres, cuatro y cinco goles en Kiel. Con victorias por cinco goles, dos veces, y una, por seis goles. Sólo la temporada 2001/02, en la final de la Copa EHF, el Barça no pudo remontar los siete goles de desventaja.

 

Esta vez, es el más difícil todavía para el Barcelona. Se enfrenta, además, a un equipo compacto y repleto de figuras. El conjunto que dirige Noka Serdarusic ya lo demostró en su pista, donde, entre otros, brillaron el lateral checo Jicha, el veterano central sueco Lovgren, el portero francés Omeyer y el lateral francés Karabatic, que acabó lesionado. "En el partido ante el Portland hubo momentos muy buenos, pero para batir al Kiel hay que multiplicar por 1.000 esos momentos durante los 60 minutos. Tenemos que estar a un alto nivel, sobre todo en defensa y de esta forma poder jugar al contraataque", ha advertido el veterano Demetrio Lozano, sin descartar la remontada: "Es difícil, pero para eso estamos".

TAGS:
|||

A favor En contra

0 comentarios
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí