Rioja2

Lunes 18 de Noviembre de 2019Actualizado 23:32

Mercedes GLA 180 Black
El 28 de enero de 2008

Tiempo de lectura: 02:02
|||

De nuevo la media inglesa

El Logroñés, más de tres meses después, encadena dos resultados útiles que le permiten salir de los puestos de descenso y respirar a dos semanas del 'derbi'.

Redacción

Agustín Abadía sumó este domingo ante el Real Unión su cuarto punto como entrenador del Logroñés (aunque su puesto en el banquillo lo volvió a ocupar Edu García) en una jornada que sirvió también, después de más de tres meses, para que los blanquirrojos encadenaran dos partidos consecutivos sumando puntos. Cuatro puntos en dos jornadas (media inglesa, dicen los entendidos) que no alivian a los de Las Gaunas de sus penurias clasificatorias, pero que les permite afrontar la semana alejados de los puestos de descenso (hoy por hoy están libres de polvo y paja) y con mucho trabajo por delante.

La concatenación de resultados positivos, una obligación necesaria para salvar la categoría siempre y cuando no se cuenten todos los partidos jugados como local por victorias, era algo que el Logroñés había olvidado hace demasiado tiempo. De hecho ese fue uno de los argumentos que acabaron con Setién. Y es que, a las órdenes del cántabro, el Logroñés no sumaba en dos partidos seguidos desde el 21 de octubre.

Fue en el punto y final a las cinco jornadas consecutivas sin perder que comenzaron el penúltimo fin de semana de septiembre con el empate ante el Logroñés CF y que continuaron con las tablas firmadas el Burgos, el triunfo doméstico ante el Conquense, el empate ante la Peña Sport y la victoria sobre el Palencia. Ahí empezó a fraguarse la falta de credibilidad de Setién. Hubo un ultimátum que exigía encadenar dos o más partidos sumando puntos pero al no darse la máxima, Setién desapareció.

Con Abadía en el banquillo, además del juego, también ha cambiado la tónica resultadista después de conjugar el triunfo de hace siete días con el empate, valioso por la plaza en que se logró, ante el Real Unión. Con similares argumentos futbolísticos (más defensa y menos ataque) el Logroñés alcanzó el objetivo mínimo que se había marcado en su viaje a tierras donostiarras, conservar el empate inicial.

Pero ahí no acaban las noticias positivas para los blanquirrojos. Tras las salidas de Iván Díaz y Chus López, Abadía ha recuperado (aunque tardará en entrar en una convocatoria) a Omar. El centrocampista ha completado este lunes su primera sesión de trabajo con sus compañeros una vez recuperado de la fractura del quinto metatarsiano y podría estar de vuelta en las convocatorias para el derbi ante el CF.

Los que si podrán estar ante el Barakaldo (la única baja, de momento, es la de Galiano por la doble amarilla de Irún) son Candelas, que se recupera de una contractura en el sóleo, Ubis, que hace lo propio con su esguince de tobillo y Heras, que arrastra molestias en el isquiotibial.

TAGS:
|||

A favor En contra

0 comentarios
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí