Rioja2

Domingo 8 de Diciembre de 2019Actualizado 17:46

Mercedes GLC Q4 2019
El 18 de diciembre de 2007

Tiempo de lectura: 02:13
|||

La música de cámara recorre La Rioja

La Fundación Caja Rioja organiza un ciclo de conciertos de música de cámara a cargo del grupo Neocantes. Comenzarán el 20 de diciembre y finalizarán el 29 de diciembre.

Redacción

La Fundación Caja Rioja organiza un ciclo de conciertos de Navidad a cargo del grupo de Cámara Neocantes. Comenzarán el 20 de diciembre en Haro y concluirán el 29 de diciembre en el Centro Cultural Caja Rioja de Santo Domingo.

Este concierto de Neocantes presenta una particular visión del fenómeno de la Navidad que abarca los siglos XVI al XVIII. Un recorrido histórico que irá desde las primeras obras polifónicas de Juan del Encina a las cantadas y tonadas del XVIII, conservando siempre las singulares particularidades de la música española.

El programa de conciertos comienza el 20 de diciembre a las 20.00 horas en el Teatro Bretón de Haro; continúa el 21 de diciembre a las 20.00 horas en el Cine Doga de Nájera; el 22 de diciembre a las 20.00 horas se desplazarán hasta el Centro Cultural Caja Rioja de Arnedo; el 26 de diciembre a las 20.00 horas en el Salón Abacial de Alfaro; el 27 de diciembre a las 20.00 horas en el Centro Cultural Caja Rioja-Gran Vía de Logroño; el 28 de diciembre a las 20.00 horas en el Centro Cultural Caja Rioja de Calahorra; y el 29 de diciembre finalizarán en el Centro Cultural Caja Rioja de Santo Domingo a las 20.00 horas.

EL CONCIERTO, SEGÚN NEOCANTES
De todos los aspectos, religiosos o profanos, que han ocupado el interés de músicos y literatos desde la Edad Media, pocos tan tratados, desde todos los enfoques posibles, festivos o litúrgicos, cómicos o sagrados, como la Natividad de Jesús en aquel invernal Belén del primer año de nuestra era.

Quizá haya contribuido a ello la propia Iglesia Católica que prohibió durante centurias la interpretación de obras profanas en los recintos sagrados, salvo en estas fechas del año en las que con la ternura del niño Dios parecían ablandarse también los estrictos rigores de la norma eclesiástica y se permitía la entrada al templo de los instrumentos populares y lo que es más: de la lengua vulgar, en la que se expresaban rústicos y sirvientes. Tanto es así que ha quedado el nombre genérico de “villancico” para las obras navideñas por ser esta la única época del año en la que esta forma, que no tenía un tema definido, se interpretaba en las iglesias.

Toda la historia de la música está cuajada de obra navideña. Muy pocos compositores del mundo cristiano han podido sustraerse al influjo casi mágico de esta fiesta del amor familiar, de la ilusión, de la alegría y el buen humor. Al margen de creencias más o menos teológicas o metafísicas, el significado de la navidad transciende de lo estrictamente religioso y se convierte en un fenómeno humano de extraordinario arraigo, tanto que es capaz de detener por un momento incluso las guerras más cruentas.

Sus personajes: Jesús niño, su madre María, San José, los Magos, incluso la mula y el buey, han pasado a formar parte preponderante de esa galería de mitos y leyendas de la que tanto han gustado nutrirse los artistas de todos los tiempos.


TAGS:
|||

A favor En contra

USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí