Miércoles 28 de Febrero de 2024Actualizado 21:00

El 19 de mayo de 2023

Tiempo de lectura: 01:37
|||

Nuevo tratamiento en La Rioja para tumores avanzados gastrointestinales o de páncreas

4 pacientes al año serán candidatos a este tratamiento con un isótopo radiactivo que ayuda a destruir las células tumorales

Hospital San Pedro

Rioja2

El servicio de Medicina Nuclear, en colaboración con profesionales de enfermería del Servicio de Cirugía Vascular, ha ampliado su cartera de servicios con la puesta en marcha de una nueva técnica, denominada 177 Lutecio-Lutathera, dirigida a pacientes adultos con tumores neuroendocrinos avanzados, TNE, en su mayoría de origen gastrointestinal o pancreático.

El lutecio (177 Lu) fue el primer fármaco radiactivo aprobado por la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de EEUU en 2018 para tratar estos cánceres poco comunes. En La Rioja, se prevé que 4 pacientes al año sean candidatos a este tratamiento de acuerdo a las indicaciones aprobadas por las agencias reguladoras.

Para recibir este tratamiento, el paciente ingresa en la Unidad de Terapia Metabólica del Hospital Universitario San Pedro durante 24 horas, donde se le administra el isótopo radiactivo. El fármaco penetra en las células tumorales con receptores de somatostatina y la radiación emitida por el isótopo lutecio177 ayuda a destruir las células.

Se trata de un avance muy importante para pacientes con ciertos tumores neuroendocrinos y proporciona una nueva alternativa para muchas personas afectadas que no responden a otros tratamientos.

La cirugía es el único tratamiento curativo en los pacientes con tumores neuroendocrinos avanzados. En las personas con un tumor inoperable, con enfermedad que reaparece o extendida a otros órganos, existen pocas opciones terapéuticas y la terapia con análogos de somatostatina marcados con elementos radiactivos, denominada terapia radiometabólica, se ha mostrado como una opción prometedora y el 177Lu-Lutathera, por su emisión radiactiva de partículas beta, resulta adecuado para su uso terapéutico.

Objetivo del radiofármaco

El objetivo de este radiofármaco es disminuir o hacer desaparecer los signos y síntomas causados por la enfermedad, reducir el tamaño del tumor en las distintas localizaciones y poder emplearlo en combinación con otros tratamientos. La supervivencia global media con este tipo de tratamiento es de 27,4 meses, que en este tipo de tumores avanzados es muy significativa. 

Los tumores neuroendocrinos (TNEs) son poco frecuentes, aunque su incidencia está aumentando por una mayor tasa de diagnóstico incidental. Aproximadamente, dos tercios de estos tumores son de origen gastrointestinal o pancreático y su localización más frecuente es el intestino delgado. En el caso de La Rioja, se estima una incidencia de 21 casos nuevos al año.

|||

A favor 3 En contra 0

Riojaforum La Bella Otero OKThe kings consorts Riojaforum