Lunes 27 de Septiembre de 2021Actualizado 11:52

El 6 de julio de 2021

Tiempo de lectura: 03:29
|||

El Gobierno destina más de 62.000 euros en mejoras para El Barranco Perdido

Entre otras medidas, se ha desarrollado el montaje de una línea de vida continua en todo el circuito de multiaventura para reforzar la seguridad

barranco perdido

Rioja2

El consejero de Hacienda y Administración Pública, Celso González, y el gerente de La Rioja 360, Jorge Fraile, han visitado este martes las instalaciones del parque de paleoaventura El Barranco Perdido. El Gobierno regional ha invertido más de 62.000 euros en mejoras este año.

El parque abrió sus puertas para esta temporada el pasado 1 de abril con todas las medidas de seguridad e higiene necesarias ante la pandemia, medidas recogidas en el Plan de Contingencia y que pretenden garantizar la seguridad de visitantes y empleados.

Entre otras medidas llevadas a cabo esta temporada se ha desarrollado el montaje de una línea de vida continua en todo el Circuito de multiaventura, que consiste en un nuevo sistema de anclaje del cableado y equipamiento con el fin de minimizar situaciones de riesgo para el público.

Además, en cuanto a las medidas de seguridad e higiene frente a la covid aplicadas, destaca el mantenimiento en todo momento de las distancias de seguridad, una higiene frecuente de manos con gel hidroalcohólico, control de temperatura antes de entrar al recinto y pago preferente con tarjeta.

También, se llevan a cabo protocolos de reducción de aforos y desinfección sistemáticos en las instalaciones de juegos de aventura y paleontología, el museo y las áreas de restauración.

El año pasado, un año marcado por los confinamientos y las restricciones a la movilidad, visitaron el parque 11.852 personas. La mayoría de los visitantes fueron riojanos, seguidos por vascos, navarros, madrileños y catalanes.

Las instalaciones cuentan con el `Circuito Paleontológico´.  También esta temporada este circuito ha ampliado las actividades para dar cabida a más grupos con un aforo más reducido.

Es el lugar donde se desarrollan los talleres familiares y se divide en juegos para que se pueda elegir:

•    Paleontólogo por un día: se trata de encontrar las icnitas (huellas) en una reproducción de tres grandes yacimientos al aire libre. Se aportan las herramientas necesarias para que el participante descubra huellas fósiles de animales y vegetales y tome imágenes de los hallazgos para poder realizar un análisis científico en el laboratorio donde estudiar el significado de los restos encontrados sobre el terreno. Lugar:  Laboratorio del tiempo y yacimientos de icnitas
•    CSI: el objetivo es investigar y averiguar los objetos geopaleontológicos mediante el manejo de fósiles, rocas y minerales reales y un método de deducción científico con la ayuda de guías dicotómicas y los monitores. Lugar: Laboratorio del tiempo
•    Ruta por el Cretácico: aquí se trata de jugar y descubrir el Cretácico en el museo. Más que una visita guiada, se busca aprender a geolocalizar el cretácico y las curiosidades sobre los dinosaurios de la época. Lugar: Museo
•    Gymkana paleontológica (modalidad autoguiada): el reto pasa por buscar las balizas en el mapa y resolver los enigmas planteados. Es una actividad para hacer en familia.

El parque dispone de una segunda zona, el `Circuito de Multiaventura´ que forma parte de la ‘Colina encantada´ y que acoge un destacado circuito de retos con puentes tibetanos y de equilibrio, así como el `Gran tobogán´.

Este circuito está dotado de un trazado de juegos de reto, pasarelas, redes y obstáculos de paso de primer nivel que se han adaptado al nuevo sistema de LVC. Este espacio de ocio está conectado, a su vez, con tirolinas que permiten al público ampliar la experiencia hasta la zona más elevada del parque.

La oferta de ‘El Barranco Perdido’ se completa con el Museo Cretácico en el que el visitante podrá ver una exposición permanente sobre el mundo Cretácico de La Rioja y descubrir el modo de vida, alimentación, reproducción y extinción de los dinosaurios. Además, permite conocer el proceso de la formación de las huellas fósiles y los diferentes tipos de icnitas de los yacimientos riojanos.

Proyecto de Geoparque

Las icnitas o huellas de dinosaurio de La Rioja son uno de los recursos naturales más importantes que atesora la Reserva de la Biosfera de los valles del Leza, Jubera, Cidacos, Alhama y Linares. Hay 170 yacimientos con más de 11.000 huellas distribuidas en 22 municipios de esta área, que por su número, calidad y estado de conservación conforman uno de los conjuntos más importante de este tipo de recursos paleontológicos a nivel mundial.

A este respecto, el Gobierno de La Rioja trabaja su candidatura para optar al reconocimiento de Geoparque otorgado por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO).

Este sello internacional permitirá realizar una gestión integrada y coordinada de estos recursos y pretende contribuir a mejorar la conservación del patrimonio paleontológico de La Rioja, a fomentar el conocimiento científico y ampliar la divulgación de sus valores, así como a impulsar un desarrollo socioeconómico sostenible de la zona.
 

|||

A favor 2 En contra 11

AresolTransporte públicoPractica DeporteEdadismo
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí