Martes 26 de Octubre de 2021Actualizado 16:03

El 14 de abril de 2021

Tiempo de lectura: 05:15
|||

Protesta de la Plataforma de Defensa de la Dignidad Investigadora de la UR contra la reforma de la Ley de Ciencia

Tendrá carácter virtual y se suma a las que tendrán lugar en otros puntos de España contra la propuesta del Ministerio  

convocatoria de protesta de investigadores de la UR contra la ley de ciencia

Rioja2

La Plataforma de Defensa de la Dignidad Investigadora de la Universidad de la Rioja, como entidad miembro de la Marea Roja, ha convocado una manifestación virtual en apoyo a las concentraciones que se celebrarán en diferentes ciudades españolas en contra de la propuesta de reforma de la Ley de Ciencia propuesta por el Ministerio. 

Consideran que el proyecto de reforma de la Ley 14/2011 de la Ciencia, la Tecnología y la Innovación que se está elaborando "es claramente insuficiente y sigue perpetuando la precariedad en el sector, sin garantizar el pleno derecho laboral desde el inicio hasta el final de la carrera de todo el personal de investigación".   

Según destacan, "el colectivo de trabajadores del sistema español de Ciencia e Investigación lleva años reclamando una reforma de la Ley 14/2011, conocida comúnmente como 'Ley de Ciencia', que garantice unas condiciones laborales dignas".

Recalcan que, recientemente, el ministro Pedro Duque anunció el inicio de los trámites para conseguirlo, pero la propuesta presentada "no responde a las demandas históricas del sector".

Desde Marea Roja, coordinadora integrada por diferentes organizaciones y sindicatos, han detallado los principales problemas que quedan sin resolver, o que introduce la aparición de esta modificación de la Ley de Ciencia. En primer lugar, aseguran que "la propuesta del Ministerio de Ciencia respecto al 'Tenure Track' precariza aún más a nuestros investigadores desde etapas tempranas de su carrera” 

Los trabajadores del sector de la investigación española consideran que en la propuesta presentada por el Ministerio "no se tienen en cuenta los distintos derechos laborales que viene demandando el conjunto del personal de investigación, ni las singularidades de cada una de sus trayectorias profesionales. De hecho, no contempla reivindicaciones fundamentales para los investigadores más jóvenes, como el derecho a la indemnización por finalización de contrato del personal predoctoral (que quedó fuera del Estatuto del Personal Investigador Predoctoral en Formación de 2019 y, tal y como denunció la PDDI-UR, fue eliminado tras la sentencia emitida por el Tribunal Supremo en noviembre de 2020)".

"Tampoco unifica los salarios y especificidades de los contratos postdoctorales, que actualmente dependen únicamente de la convocatoria de ayudas para su contratación emitida por cada institución, ni garantiza la estabilización del personal después de esta etapa de su carrera", añaden.

Entre las figuras que propone esta modificación de la Ley de Ciencia, apuntan, "encontramos una nueva, presentada como una especie de contrato laboral fijo no funcionario (que sustituiría a la del actual “Científico Titular” de los Organismos Públicos de Investigación) sujeto a evaluación. El problema, además de la evidente pérdida de derechos respecto a la condición de funcionario, es que no se garantiza que una evaluación positiva suponga la estabilización del investigador en el puesto de trabajo, ya que su continuidad queda en manos exclusivamente del centro de destino”.

Consideran, además, que "ahonda en la cultura de la mal entendida excelencia científica, que oculta tras la máscara de las vocaciones malas prácticas muy extendidas en el sector como la excesiva presión psicológica, la imposibilidad de mantener el equilibrio entre la vida personal y laboral, la aceptación de realización de labores profesionales sin una retribución económica con el pretexto de engrosar el CV o, en el extremo, el nepotismo y la endogamia".

En estas condiciones, un número importante de trabajadores de la investigación "absolutamente necesarios para sacar adelante los proyectos, terminan viéndose forzados a emigrar o, en el peor de los casos, a abandonar el sistema para no regresar", denuncian.

“Esta propuesta de modificación de la Ley de Ciencia parece desligarse por completo de la realidad universitaria", insisten.  

Y destacan que la figura del 'Tenure Track', en los términos presentados, "muy alejados de sistemas con la misma denominación existentes en otros países europeos, reduce derechos y garantías laborales, y en consecuencia no supone una solución real al problema de base del sistema: la reducción generalizada de la inversión en políticas de empleo, puesto que en la ley no se incluye un escalado de nuevas plazas, ni se otorgan las herramientas y los recursos para generarlas".

Según el comunicado emitido por Marea Roja, “esta reforma no está diseñada para reducir la enorme precariedad existente en la comunidad de investigación, sino que se presenta como mero ajuste superficial con nulo poder transformador efectivo”. 

Técnicos, personal de gestión e investigadores hospitalarios

Además de la problemática relacionada con los investigadores en relación con el 'Tenure Track' propuesto por el Ministerio de Ciencia, desde Marea Roja señalan que “estos cambios afectan notablemente a los puestos del personal técnico de investigación, ya que elimina la única forma de promoción interna que ahora mismo existe, puente entre la escala técnica y científica. Además, la modificación de la ley vuelve a olvidarse de este personal, ya que una década después de su aprobación, sigue sin desarrollarse la escala de Tecnólogo de OPI que aparece en el artículo 29 de dicha ley”. 

La propuesta de reforma de la normativa "olvida por completo, además, a los investigadores hospitalarios, que desarrollan su actividad científica en centros del SNS. Este colectivo carece actualmente de carrera profesional, limbo en el que permanecerán si la modificación de la Ley de Ciencia sale adelante en los términos en los que ha sido presentada ante el Consejo de Ministros para iniciar su tramitación", añaden.

Solicitan, además, "que la estabilización de los investigadores hospitalarios como estatutarios llevada a cabo en País Vaco y la Comunidad Valenciana, con arreglo a la Ley de Investigación Biomédica, se haga extensiva a todo el territorio nacional". 

La rebelión de la investigación 

La Plataforma de Defensa de la Dignidad Investigadora, como integrante de la Marea Roja de la Investigación, rechaza esta propuesta de modificación de la Ley de Ciencia, y exige al Gobierno "incluir dentro de este proyecto de reforma todos los derechos y garantías laborales que deben acompañar a la contratación pública en todas las escalas de investigación, así como abrir una mesa de negociación con todos los agentes sociales involucrados y los ministerios afectados con el fin de redactar una nueva ley, que responda en fondo y forma con las necesidades históricas del colectivo".   

Convocan además movilizaciones en todo el territorio nacional y en el ámbito internacional, haciendo un llamamiento a los investigadores emigrados.

En La Rioja, la PDDI, con el apoyo de sindicatos como CCOO o CSIF, se convoca a todo el personal de investigación y a toda la sociedad riojana a participar de forma activa en la manifestación virtual convocada para este jueves 15 de abril a las 18:00.

A esa hora, quienes deseen apoyar las movilizaciones convocadas por Marea Roja, pueden publicar uno o varios tweets, incluyendo los hashtags indicados en el cartel de llamamiento y citando a la @pddi_ur y la @mareariojainvest.

Además, pueden subir fotografías o vídeos cortos con sus reivindicaciones. Entre todas y todos haremos que nuestra voz se escuche. Juntas, todas las personas del ámbito de la investigación, somos más fuertes”, concluyen.

|||

A favor En contra

Premios A Crear 2021CCOO Igualdad
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí