Miércoles 4 de Agosto de 2021Actualizado 15:12

El 7 de marzo de 2021

Tiempo de lectura: 03:44
|||

Lafuente rescata al Reina Yogur Clavijo

Con un triple desde 10 metros y sobre la bocina logra el triunfo de los riojanos sobre Círculo Gijón Baloncesto por 74-75.

Jugadores del Reina Yogur Clavijo en el Palacio

Rioja2

Lafuente, con un triple desde 10 metros y sobre la bocina, rescató y dio el triunfo por 74-75 a un Reina Yogur Clavijo que parecía haber encarrillado su enfrentamiento contra el Círculo Gijón Baloncesto tras un gran comienzo de tercer cuarto, 42-52, pero que a falta de poco más de dos minutos veía prácticamente imposible sacar algo positivo de tierras asturianas, 73-65. Sin embargo, el baloncesto, un deporte en el que todo trata de estar controlado (como la inmensa mayoría de los deportes colectivos) ocurrió eso que no gusta a los entrenadores, principalmente a Nacho Galán, ya que el triunfo era de los gijoneses.

Cierto que el triple que ‘enchufa’ Lafuente es magnífico, pero lo que aconteció los 10 segundos precedentes tiene tela por ambos conjuntos. Porque el ataque de los logroñeses para al menos empatar a 74 fue anárquico hasta el punto de que Lobo tuvo que lanzar forzado, casi cometiendo pasos, cayéndose y sin ninguna fe. Pero es que más grave fue que el rebote defensivo de los locales acabara en una transición ofensiva donde se quedaban tres para uno y en vez de asegurar el pase o la posesión, arriesgaron en exceso. Tanto que Gómez robó y anduvo rápido para buscar a un compañero. Se la dio a Lafuente, avanzó, se cuadró… y metió un triple que daba la victoria a un Reina Yogur Clavijo que se ve más cerca de pelear por el ascenso y, sobre todo, de garantizar su futuro en la categoría.

El 11-9 actual permite a los riojanos afrontar los próximos compromisos con la confianza de su juego (aunque últimamente falta cierta constancia) y de los resultados positivos, además de acomodarse en la zona alta de una clasificación incompleta dado que bastantes clubes aún no han completado las jornadas pertinentes. Respecto a lo vivido en Gijón, después del 0-2 Olechnavicius, el solito, le dio la vuelta con 8 puntos seguidos (terminó con 10 el primer cuarto) para que los logroñeses tuvieran que ir a remolque (8-2). Pero con intensidad defensiva y acierto, el Reina Yogur Clavijo supo darle la vuelta con el 10-11 antes de llegar a la mitad del primer acto. Sin embargo, en los últimos instantes, los de Nacho Galán apretaron para un 23-18 que finalmente se quedó en 23-20.

Que los anfitriones estaban más cómodos se dejaba ver cuando el Círculo Gijón Baloncesto cogía una renta que se mantenía alrededor de los cinco puntos (28-23, 33-28 y 35-30). Por suerte, un parcial de 0-5, con un triple de Niang y una canasta de Lobo, permitió reconducir la situación y volver a emparejarse con el 37-36 y, sobre todo, después de que el catalán sumara un dos más uno en el último momento de una primera mitad bastante equilibrada, 40-39, donde Sakhniuk, con 12 puntos, estaba siendo el referente ofensivo de los visitantes.

La charla de Jenaro Díaz en el vestuario fue efectiva a tenor de lo que se vio en la pista. Gijón, durante el tercer cuarto, anotó 11 puntos, de los cuales 8 llegaron desde la personal. Sólo una canasta en juego, un triple. Y prácticamente un jugador anotando, Seara, artífice de 10 tantos. Enfrente un Reina Yogur Clavijo que se puso firme en defensa y que encontró cierta continuidad en ataque. El 0-8 para arrancar la segunda parte fue clave. Todos participaban (Lobo, Gómez, Marín y Niang, desde el tiro libre). Lobo estaba con ganas y tiraba de los suyos, con 5 puntos seguidos, para estirar la diferencia hasta la máxima, 42-52, en el minuto 26.

Entonces vino una sucesión de tiros libres para los asturianos para ir reduciendo la renta, mientras que los logroñeses empezaban a atascarse en ataque. De esa manera, con un 7-0, los de Nacho Galán llamaban a la puerta, 49-52. Jenaro Díaz buscó, con un tiempo muerto, reconducir a su tropa, pero el 51-52 era un hecho. Gómez, con un triple, y Lafuente, desde la personal, daban aire para cerrar un cuarto repleto de imprecisiones con un favorable 51-56. Que Niang ampliara la diferencia, 51-59 fue un espejismo porque otro parcial de 7-0 dejaba la contienda en un suspiro, 58-59.

Que el Reina Yogur Clavijo se mostraba con problemas era evidente. No frenaba las acometidas rivales y encima sufría para anotar. En un visto y no visto, Gijón le había dado la vuelta, 66-61, con algo más de cinco minutos por delante. Ver para creer. Tan cerca del triunfo y se ponía cuesta arriba. Más aún cuando Marín, el de los gijoneses, con un triple dejaba el 71-63 con algo menos de 200 segundos por jugarse. Menos tiempo por celebrar, apenas dos minutos, y misma diferencia a remontar, 73-65.

Lobo asumía la responsabilidad con un parcial de 0-5, 73-70. Aún era posible. 86 segundos por delante. Seara y el catalán modificaban el electrónico, 74-72, para entrar en el último minuto. Marín, para los locales, y Lobo, para los riojanos, desperdiciaban sus ataques. Lo que pasó en los últimos instantes fue un descalabro para Círculo Gijón y un espaldarazo para el Reina Yogur Clavijo. Lafuente obró la proeza con un triple de 10 metros. En lo estadístico, en lo individual, Lobo, 21 puntos, fue el mejor anotador, mientras que en lo colectivo, se estuvo por debajo en los rebotes (27 por 34, con sólo 5 capturas ofensivas, por las 13 de los asturianos) y se mantuvo la línea de balones perdidos (13, 5 en los dos últimos cuartos).

Foto: Reina Yogur Clavijo

|||

A favor 2 En contra 0

USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí