Lunes 18 de Octubre de 2021Actualizado 13:18

El 27 de febrero de 2019

Tiempo de lectura: 02:16
|||

Los alumnos con discapacidad ¿mejor en centros ordinarios o en especiales?

Un proyecto de ley abre el debate sobre la idoneidad de cerrar los centros de educación especial e integrar a estos alumnos en el sistema general. 

Centro de educación Especial Los Ángeles

Rioja2

La posibilidad de que los centros de educación especial cierren para que sus alumnos se incorporen al sistema educativo general ha puesto en pie de guerra a las familias y profesionales de estos colegios. En ciudades como Valladolid incluso han salido a la calle para reclamar que estos alumnos no pasen al sistema ordinario. La preocupación no ha llegado a La Rioja, donde las asociaciones que trabajan con personas con discapacidad defienden una educación inclusiva, pero también entienden el papel de estos centros. La clave, para Plena Inclusión, está en "respetar lo que la familia decida". 

El debate ha surgido con el proyecto de Ley Orgánica para la reforma de la Ley de Educación, que contemplaría un plazo de diez años para integrar a los alumnos con necesidades especiales en centros ordinarios.

Se cumpliría así con la Convención de Naciones Unidas por los Derechos de las Personas con Discapacidad, que establece que los alumnos con discapacidad no pueden ser excluidos del sistema general de educación y deben ir a clase con otros niños sin discapacidad. 

"La educación sólo es inclusiva si las personas con discapacidad van a clase con otras personas sin discapacidad y además tienen los apoyos que necesitan". 

El CERMI (el Comité Estatal de Representantes de Personas con Discapacidad) apoya está medida, en una apuesta por no distinguir entre dos itinerarios educativos. A nivel regional, "estamos a favor de la educación inclusiva, pero somos conscientes de que es complicado para los niños en edad escolar con una discapacidad severa", explica la presidenta de CERMI-La Rioja, Manuela Muro. 

También en Plena Inclusión La Rioja abogan por una educación inclusiva "sobre la que hay trabajar mucho todavía". "La educación sólo es inclusiva si las personas con discapacidad van a clase con otras personas sin discapacidad y además tienen los apoyos que necesitan". 

Creen, por tanto, que debe cumplirse las leyes internacionales que apuestan por integrar a estos alumnos en el sistema ordinario, pero contando con los recursos necesarios y, sobre todo, recalcan que "las familias tienen derecho a elegir el centro educativo al que van sus hijos, que debe contar con los apoyos necesarios". 

De hecho, en 2017, el Tribunal Superior de Justicia de La Rioja reconocía el derecho del riojano Adrián Tobías, con epilepsiaa estudiar en el centro elegido por sus padres y no en uno especial y también a otro niño con necesidades especiales, en este caso autismo, para el que Educación estaba obligada a hacer las adaptaciones necesarias en su centro. 

En La Rioja, algunos colegios como el CEIP Antonio Delgado Calvete en Arnedo cuentan con un Aula de Educación Especial, pero también existen dos Centros de Educación Especial: Marqués de Vallejo, dependiente del Gobierno de La Rioja, y Los Ángeles, gestionado por la organización Igual a Ti. 

La tesis de las organizaciones es que este tipo de centros son necesarios para la educación, sobre todo para algunas discapacidades, pero apuestan por ir hacia un modelo de educación inclusiva real. 

(Imagen: Centro de Educación Especial Los Ángeles)

 

 

|||

A favor 1 En contra 1

0 comentarios
CSIF oct 21Partido RiojanoPremios A Crear 2021CCOO Igualdad
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí