Rioja2

Lunes 20 de Enero de 2020Actualizado 21:50

GLB Webads 2019
El 6 de octubre de 2018

Tiempo de lectura: 03:50
|||

Otro empate increíble para el BM Logroño

Perdía 22-25 a falta de algo más de dos minutos y logró llevarse un punto en casa del Bada Huesca (25-25).

Partido entre BM Logroño y Bada Huesca

Rioja2

Otro puntito más. Nueva jornada invicto, condición que esta jornada ha perdido Benidorm. Eso es lo positivo en un partido que tuvo de todo, un gran BM Logroño en algunos momentos, un soberbio Sergey Hernández y un algo, difícil de explicar, que tiene este equipo para no bajar los brazos y lograr que lo imposible parezca terrenal. Ya sucedió en León y volvió a ocurrir en Huesca, puesto que a falta de dos minutos y 41 segundos, los franjivinos perdían 25-22. Parcial increíble de 0-3 y a casa con la sensación, más allá de ese final, de haberse dejado un punto en el camino por cómo iban las cosas con el 6-10 en el minuto 22.

Arrancó el BM Logroño como un vendaval. 0-3 en 4 minutos con un Sergey Hernández magnífico y un ataque fluido a la vez que efectivo. El Bada Huesca parecía estar desubicado. Quizá por eso Nolasco actuó en consecuencia con el 2-5 pese a que los suyos se habían puesto 2-3 previamente. Tras el tiempo muerto, a los siete minutos y medio, los oscenses empezaban a dar muestras de que el duelo requería intensidad, la que había aplicado, desde el inicio, el cuadro de Velasco.

Ahora costaba más marcar en ambas áreas. Los locales se habían puesto las pilas, además de que la madera se había interpuesto en dos goles, mientras que el portero de los franjivinos seguía desquiciando a sus oponentes hasta desde los 7 metros. El 4-7, después de que el BM Logroño desperdiciara una superioridad para aumentar la renta, y los dos minutos que vio Kukic propiciaron que el Bada Huesca estuviera ahí, 5-7. Pero Sánchez-Migallón, desde los 7 metros, e Ilic daban la primera ventaja importante de la tarde, 5-9, pasados los veinte minutos.

Mira dejaba a los suyos con uno menos, pero otra vez el equipo logroñés no terminaba la faena. Garciandia no estaba teniendo el día (1 de 6 al descanso), por lo que Ostojic, en dos ocasiones, y Zungri reducían la diferencia al 9-10. Cuestión que obligó a Velasco, ante la falta de acierto, a pedir un ligero descanso para la reflexión apenas dos minutos y medio antes del ecuador del choque.

Junior Scott, certero anteriormente, se encontró con el poste. Así que un Ostojic inspirado devolvía la igualdad tras un parcial de 4-0. Pese a que Mota permitía la superioridad de los riojanos, Gómez Lite evitaba que los visitantes recuperaran el dominio y, para más inri, sobre la bocina marcaba Adriá Pérez para, de forma sorprendente, liderar a los suyos al descanso 11-10 pese al 45% de acierto bajo palos de Hernández.

Igualdad hasta casi el final

Del Arco era el revulsivo que necesitaba el BM Logroño para el segundo período. Hernández seguía con su recital en la portería. Menos mal. El Bada Huesca estaba entonado. Apretaba en defensa y hacía daño en ataque a un rival que trataba de reencontrarse y debía hacerlo sin cometer errores. La igualdad, con continuos empates, era constante. Salvo el 12-14, minuto 38, el que ganaba, hubo alternancias en el marcador, lo hacía por uno de diferencia. Con lo que eso presionaba a los ataques.

Con 19-19 se llegaban a los últimos diez minutos. Como si todo lo anterior hubiera servido de poco. Entonces, el Bada Huesca dio un paso, 21-19, para llevarse los puntos en litigio gracias a un tanto al contragolpe y otro posterior de Carró, vital para los locales durante la media hora final. Velasco, con el 20-19, buscó dar pausa con un tiempo muerto. Intercambio de goles que favorecía al que iban por arriba en el luminoso. Un cuadro local más metido y consciente de lo que tenía que hacer para provocar la primera derrota de su adversario en Asobal.

El BM Logroño se aferraba a la exclusión de Bonanno pese al 24-21. Pero el problema estaba en el cortocircuito del equipo riojano en la faceta anotadora. Tocaba repetir lo vivido en León cuando se iba dos abajo con 45 segundos por jugarse y se logró el empate. Algo de eso hubo, ya que se hizo lo difícil, ponerse a tiro, 25-24, y detener el ataque aragonés, parada de Hernández a Mota. Un minuto y 12 segundos quedaban. Suficiente para que Edu Cadarso, vital en el acelerón final, pusiera las tablas con 58 segundos por jugarse.  

La tuvieron los anfitriones y también los riojanos, aunque sin mucho tiempo para poder sorprender. Al final, hay que quedarse con el punto en una pista complicada, aunque menos fiera en determinados momentos del encuentro. De hecho, como en los anteriores empates sufridos (León y Granollers) la sensación fue más de que el BM Logroño desperdició la oportunidad de ganar que de haber sumado, por mucho que tanto en León como en Huesca, tal y como estaba la situación en los instantes finales, es para estar más que satisfechos.

Ficha técnica

Bada Huesca: Gómez Lite (p), Carmona, Adriá Pérez (2), Carró (6), Félez (1p), Mira y Bonanno (1), siete inicial, Val, Camas, Ostojic (8), Mota (1), Oier García, Zungri (1), Fuentes (5), Malo y Arguillas (p).

BM Logroño: Hernández (p), David Cadarso (1), Garciandia (3), Balenciaga, Kusan (2), Junior Scott (2) e Ilic (1), siete inicial, Sánchez-Migallón (7, 5p), Kukic (2), Moreira (1), Del Arco (2), Edu Cadarso (2p) y Fekete (2).

Parciales cada 5 minutos: 2-3, 3-5, 4-6, 5-7, 7-10, 11-10 (descanso), 12-11, 14-14, 16-16, 19-18, 23-21 y 25-25 (final).

Árbitros: Enric Escoda Pérez y Roland Sánchez Bordetas. Excluyeron a los locales Zungri (min. 14), Mira (min. 22), Mota (mins. 29 y 43) y Bonanno (min. 55), y a los visitantes Kukic (min. 18) y Kusan (mins. 36 y 47).

|||

A favor 1 En contra 0

0 comentarios
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí