Rioja2

Lunes 18 de Noviembre de 2019Actualizado 10:54

Mercedes GLA 180 Black
El 23 de septiembre de 2018

Tiempo de lectura: 03:17
|||

Aspe se lleva el desafío del vino

Etxeberria culmina la remontada tras la victoria de Bakaikoa sobre Darío y el claro triunfo de Irribarria y Martija.

Aspe se lleva el Desafío del Vino

Rioja2

El premio recae en Aspe. El vino, las 1.200 botellas de la Bodega Domus Dei, ya tiene destino. Dio igual que Asegarce se hiciera con el primer punto después de que Darío, jaleado por su público, cediera dentro a todo el frontón ante Bakaikoa por 22-20. Irribarria y Martija pusieron la emoción al doblegar por un claro 22-10 a Urrutikoetxea y Mariezkurrena II, mientras que Peio Exteberria fue muy superior en el Cuatro y Medio superando 22-13 a Agirre.

Darío, único representante riojano de la tarde, arrancaba con ganas y por delante en el marcador. Había igualdad y Bakaikoa intentaba llevarse los tantos a su terreno, cuestión que con el paso de los minutos hizo con más asiduidad. El 3-5 y 7-8 favorable al delantero de Ezcaray determinaban que iba a ser un partido peleado. Esa primera sensación se mantuvo hasta el final. El navarro tomó el mando, 12-11, pero Darío respondía con una tacada de 3-0.

Con el 12-14 hubo un punto de inflexión. Bakaikoa cogió aire y empezó a manejar los tiempos, a dominar. Los tantos caían para el de Etxarri Aranaz, mientras que el riojano mostraba síntomas de aparente cansancio. El 18-16 no permitía alegría al que iba por delante, así que el ezcarayense no se rindió, no es lo suyo. Peleó y fue arañando terreno pese al 19-18. Es más, empató a 20 para poner en aprietos a su oponente, hacerle pensar. Hasta ahí llegó Darío. El pelotari de Asegarce culminó la faena y dejando en ventaja a los suyos tras el 22-20.

Había ganas en el Adarraga por ver a Urrutikoetxea que regresó a los frontones hace una semana después de dos meses fuera por una mononucleosis. El de Zaratamo no tuvo continuidad. Tampoco su compañero, Mariezkurrena II, se lo puso fácil. Irribarria y Martija evidenciaron mejor sintonía y más ritmo. El 9-1 ya fue una declaración de intenciones. La grada debe estar un poco harta de estos inicios tan desiguales en los estelares durante esta Feria de San Mateo. Salvo tres choques, los otros cuatro han sido un fiasco para el espectáculo. El de este sábado, también.

El dueto de Asegarce intentó lavar su imagen, pero el 12-4 era una losa difícil de superar. Más aún el 15-4. Poca emoción había. Los que iban por debajo se resignaron, aunque buscaron alargar la contienda el máximo tiempo posible pese a que sabía que nunca llegarían a buen puerto. 18-7, 20-8. Urrutikoetxea deseaba que acabara el suplicio. El zaguero de Berriozar, a sus 19 años, ya sabe lo que es jugar un estelar en el Adarraga como profesional -estuvo el pasado miércoles venciendo en el último choque del festival-. Que le sirva para su próxima cita. Irribarria dejó su sello, mientras que Martija se marcha de Logroño con tres buenos encuentros. 22-10 y todo por decidir.

El acotado iba a dictar sentencia. Agirre, de rojo, era el representante de Asegarce. Peio Etxeberria, de azul, el de Aspe. Duelo de navarros. El 1-0 y el posterior 4-2 obligaba a un esfuerzo extra a Agirre, que iba a remolque. El 7-2 le hizo reflexionar; buscar otras alternativas porque estaba a merced de un sólido Etxeberria. Redujo el de Asegarce, 9-6, pero el delantero de Zenotz estaba más entero y se mostraba superior.

El choque se estaba resquebrajando después del 12-7 y el preocupante 16-8. Etxberria insistía en hacer correr a su adversario, en obligarle a estar siempre dos cuadros por detrás. Así es muy difícil cambiar el rumbo. Imposible. El pamplonés no quería dar su brazo a torcer, pero la distancia en el luminoso era amplia. Demasiada. 18-10. El que ganaba maduraba los tantos. Se lo podía permitir. El que iba por detrás, bastante tenía con alargar el encuentro. Hasta el 22-15 cuando Agirre no pudo llevar a buenas una arrimada a la pared después de un intenso peloteo con Etxeberria dirigiendo las operaciones. La alegría del ganador suponía el triunfo de Aspe en un desafío algo frío de no haber sido por el primer envite, donde la presencia de un riojano se dejó notar.

Este domingo, desde las 17.00 horas, se pone fin a ocho días -siete tras la inundación del lunes- de pelota en un Adarraga que se ha quedado con las ganas de ver más emoción. Ojalá que se dé en el choque entre Altuna III y Aretxabaleta contra Exkurdia e Imaz. El que llegue a 22 se llevará la txapela. Antes, Retegi Bi e Ibai Zabala se miden a Arteaga II y Pedro Ruiz, nueva presencia del de San Asensio. La Feria de San Mateo culmina con el enfrentamiento Arretxe II y Salavarri, otra tarde para el de Fuenmayor, contra Mendizabal II y Erostarbe.

|||

A favor 1 En contra 0

0 comentarios
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí