Sábado 24 de Febrero de 2024Actualizado 22:10

El 6 de agosto de 2018

Tiempo de lectura: 03:39
|||

¿Qué es la andulación y para qué sirve?

Se trata de un tratamiento biofísico, ¿quieres saber de qué estamos hablando?

Cuerpo humano

Rioja2

La andulación es un término que puede ser desconocido para muchos, pero que es de fácil explicación. Se trata de un tratamiento biofísico que combina dos acciones terapéuticas: por una parte, la andulación aplica unas vibraciones mecánicas en todo el cuerpo; por otra, aplica una técnica de termoterapia mediante calor por infrarrojos. La combinación de estas dos acciones terapéuticas permite un alivio de dolores sintomáticos, tal y como demuestran los estudios realizados sobre los efectos de las terapias vibracionales y del calor por infrarrojos. HHP aplica en España estos tratamientos.

Primero nos ocuparemos del tratamiento vibratorio. Se trata de vibraciones específicas de cuerpo entero, (Whole-Body Vibration o WBV, por sus siglas en inglés). Este tipo de tratamiento recibe con frecuencia otras denominaciones como stochastic resonance, stochastic vibration, vibrotherapy o vibration therapy. Este tipo de terapias se utiliza desde hace años para tratar, mejorar y prevenir dolencias y patologías. Así, proporciona alivio del dolor crónico, de la lumbalgia, de la fibromialgia, de la artrosis y la artritis, y se aplica para combatir las consecuencias del envejecimiento, de la fatiga muscular, de los problemas vasculares o de la obesidad.

La eficacia de las vibraciones ha sido descrita en múltiples artículos publicados en las más prestigiosas revistas científicas, muchos de los cuales pueden consultarse en su web. Un reciente estudio de revisión, publicado en 2017 por S. Rogan y otros, señala que los estudios concluyen que la terapia vibratoria de cuerpo entero se puede utilizar para mejorar el equilibrio estático en ancianos y que tiene el potencial de influir positivamente en el equilibrio dinámico en personas mayores.

Los resultados de un estudio publicado por el Laboratorio de Biomecánica del Instituto Nacional de Educación Física de Cataluña en 2008 sugieren que un programa de ejercicio de seis semanas combinado con tratamientos vibracionales reduce de forma segura el dolor y la fatiga. En igual sentido, un estudio del Departamento de Educación Física y Deporte de la Universidad de Sevilla mostró que un programa de ejercicio tradicional complementado con entrenamiento de vibración de todo el cuerpo mejora el equilibrio en mujeres con fibromialgia, lo que puede contribuir a la prevención de caídas en este grupo de pacientes.

Otros estudios realizados por universidades internacionales muestran igualmente la mejora de la movilidad y la reducción de la pérdida de densidad ósea en pacientes de artritis reumatoide que aplican durante tres meses el tratamiento vibracional, que también es eficaz, a tenor de los estudios, para mejorar el flujo sanguíneo. La eficacia de las vibraciones y las mejoras en dolor de espalda, dolores lumbares crónicos, problemas vasculares, drenaje linfático y síntomas de otras muchas enfermedades y patologías puede contrastarse en los estudios que aparecen relacionados en esta página.

La segunda de las bases de la andulación es la aplicación de calor por infrarrojos. La termoterapia se ha demostrado eficaz para el tratamiento médico y fisioterapéutico desde hace décadas. Así, aplicar calor sobre determinadas zonas del cuerpo favorece la vasodilatación, lo que reduce las inflamaciones, y mejora el riego sanguíneo. También contribuye a que cicatricen las heridas.

Igual que ocurre con la aplicación de terapias vibracionales, la eficacia de la aplicación de calor sobre determinados síntomas está científicamente contrastada. El calor es especialmente eficaz para reducir el dolor sin ningún efecto asociado. Así, se ha probado a aplicar calor localizado sobre pacientes con dolor lumbar crónico, con periartritis de hombro, con síndrome de dolor miofascial y con epicondilitis lateral, y los estudios muestran que se redujo la intensidad de su dolor al ser tratados.

Un estudio de Larkin-Kaiser y otros, publicado en 2015, muestra que esta terapia mejora la función muscular durante la rehabilitación posterior a una lesión musculoesquelética. Otro estudio publicado en 2006 mostró que favorece un aumento del rendimiento y de la fuerza muscular. De la misma forma, la terapia por infrarrojos mejora la movilidad articular en hombro y tobillos, según mostró un estudio de 2002.

Todos estos estudios, con su correspondiente enlace a la biblioteca biomédica digital, están disponibles en esta página web.

Ambas terapias, las vibraciones específicas de cuerpo entero o whole-body vibration y el calor por infrarrojos, deben aplicarse en una postura concreta para aprovechar al máximo sus beneficios. La postura boca arriba (o decúbito supino) y con las piernas elevadas favorece la relajación y la descarga muscular. Esto ocurre así porque se produce una doble flexión en lumbares y rodilla.

De esta forma, los dos tratamientos (vibraciones y calor por infrarrojos) se aplican de forma combinada en una camilla especial, en la que el paciente adopta una posición horizontal que facilita la aplicación de ambas terapias. HHP Spain organiza periódicamente las llamadas "Jornadas contra el dolor", en colaboración con centros profesionales de salud. Durante estas jornadas, que duran entre uno y tres días, todo aquel que esté interesado puede recibir gratuitamente una sesión de andulación y probar el dispositivo que aplica la terapia. De esta forma, cada persona puede comprobar por sí misma si nota mejoría para su caso concreto.

|||

A favor 5 En contra 2

0 comentarios
Riojaforum La Bella Otero OKLa Rioja Capital Concurso de Pinchos 2024The kings consorts Riojaforum