Domingo 17 de Octubre de 2021Actualizado 14:08

El 2 de julio de 2018

Tiempo de lectura: 03:55
|||

Quejas y soluciones en la climatización del Palacio de Justicia

Los trabajadores del Palacio de Justicia denuncian los defectos de climatización del edificio, inaugurado hace un año y medio. El Gobierno regional asegura que sólo han recibido quejas puntuales y que ya se han aplicado soluciones.. 

paraguas en el aire acondicionado de los juzgados

Rioja2

En invierno con abrigo y bufanda y en verano con contracturas por el aire acondicionado. Así aseguran tener que trabajar los empleados del Palacio de Justicia en unas instalaciones que se inauguraron el año pasado. De hecho, el primer juicio tuvo lugar hace tan sólo un año y medio, en enero de 2017. El Gobierno de La Rioja, en cambio, asegura que sólo un pequeño grupo de seis o siete funcionarios han expresado sus quejas. 

Como ha detallado a Rioja2 Laly Arnella, de CCOO La Rioja, ya se han solucionado muchas deficiencias, pero "la climatización es la asignatura pendiente del Palacio de Justicia", donde trabajan unas 300 personas. 

Y es que estos funcionarios sufren las inclemencias del tiempo todo el año, según Arnella. Tres de los cuatro edificios que componen el Palacio son acristalados, lo que provoca que entre "demasiado sol" durante todo el día. Además, explica que sólo en una zona, la de jueces y secretarios, se puede regular el aire acondicionado de forma independiente, mientras que en la otra, donde hay unas 30 ó 40 personas, no se puede regular y el aire es "excesivamente fuerte", generándose corrientes. "Hay trabajadores que tienen a un lado los cristales, con todo el sol que entra, y al otro el aire acondicionado de los jueces". 

"La climatización es la asignatura pendiente del Palacio de Justicia"

Además, explica Arnella, el aire acondicionado "está situado justo encima de las cabezas y las mesas no se pueden mover porque en ese lugar están situados todos los cables". La consecuencia de estar recibiendo aire justo en la cabeza durante toda la jornada laboral son las numerosas contracturas que sufren los trabajadores este verano. 

Mientras tanto, los del edificio de entrada, donde están el área de información y la oficina del Decanato, respiran tranquilos. En julio y agosto pueden quitar el aire acondicionado y trabajar "en condiciones decentes". Pero tampoco aquí se salvan, ya que el problema llega en invierno, o más bien, de septiembre a mayo, lamenta Arnella. 

En esta zona hay dos alturas abiertas, lo que implica que no haya techo y que sea un área muy difícil de climatizar. "Se generan corrientes y la calefacción no sirve de nada". Así, pasan el invierno trabajando "con forro polar o chaquetas y bufandas". 

Una situación de la que los funcionarios ya han alertado al Servicio de Prevención de Riesgos Laborales y a la Dirección General de Justicia e Interior, a la que los trabajadores del edificio de la entrada han dirigido un escrito específico para pedir un cambio en el puesto de trabajo. El Gobierno de La Rioja ha confirmado a Rioja2 que este servicio está realizando un estudio pormenorizado de la climatización del edificio, para disponer de un informe detallado de la climatización de los distintos espacios del Palacio. 

Actuaciones llevadas a cabo

El Ejecutivo riojano también ha detallado que el Palacio de Justicia, formado por tres edificios nuevos y un edificio rehabilitado, "se proyectó de conformidad a la normativa vigente e incorporando novedosos sistemas de climatización". Además, durante este año y medio se ha analizado cómo funcionaba el sistema y se ha ido adaptando a las necesidades concretas que han podido surgir. 

En el hall, asegura el Ejecutivo, se han producido quejas "exclusivamente" de un colectivo de 6 ó 7 personas que trabajan en la zona del Decanato, mientras que el resto (Servicio Común de Notificaciones y Embargos, Información, Justicia Gratuita y Servicio de Mediación y Vigilancia) "no ha expresado ninguna queja por la climatización".

"El número de incidencias por problemas con la climatización ha ido descendiendo progresivamente". 

Además, se han llevado a cabo diferentes actuaciones en el vestíbulo como monitorizar durante todo el año las temperaturas. De esta forma, "el personal de mantenimiento ha comprobado que se ha logrado mantener la temperatura de esa parte del edificio constante y en todo momento por encima de los 21-22º e, incluso en algún momento, por encima de 23-24º".

También se han configurado los fancolis (equipos de ventilación) para conseguir que proporcionen mayor cantidad de calor, se han instalado rodapiés en los 4 pasillos que unen el hall con el resto del edificio para minimizar las posibles corrientes de aire y se han proporcionado calefactores eléctricos en la zona de Decanato para paliar situaciones personales en las que el usuario quería más temperatura, "a pesar de que la temperatura era en todo momento la adecuada". 

En cuanto al resto del edificio, se han instalado sondas en gran parte de los termostatos que permiten al sistema ser capaz de proporcionar una temperatura más acorde a la requerida por los usuarios, se han monitorizado permanentemente las temperaturas de las diversas plantas de los edificios, consiguiendo cada vez una mayor comodidad y se han realizado modificaciones en las programaciones de los sistemas de climatización y del sistema que controla la apertura y cierre de los toldos con la finalidad de cada vez conseguir un mayor confort en el edificio.

Una versión, por tanto, muy diferente de la que ofrecen algunos trabajadores que, en cualquier caso, recuerda el Gobierno de La Rioja, tienen a su disposición un sistema informático para comunicar incidencias cuando les surge un problema en su puesto de trabajo. Desde que se abrió el Palacio y se han llevado a cabo todas estas actuaciones, "el número de incidencias por problemas con la climatización ha ido descendiendo progresivamente". 

|||

A favor En contra

0 comentarios
CSIF oct 21
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí