Jueves 29 de Septiembre de 2022Actualizado 12:24

Servicios Sociales
El 9 de febrero de 2018

Tiempo de lectura: 01:40
|||

Cuidado con los animales en las carreteras: les atrae la sal

Pueden causar accidentes al bajar a lamer la sal. 

vacas en la carretera

Rioja2

En época de nieve, es frecuente echar sal en las carreteras para derretir el hielo. Sin embargo, esta medida puede acarrear también problemas a los conductores. Y es que la sal atrae a los animales, que se acercan a la vía para lamerla, poniendo en riesgo a los conductores.

La sal es una golosina para las vacas, los ciervos, las cabras o los caballos. Este alimento les encanta. Es uno de los minerales más importantes en su alimentación y cuando no tienen sal la buscan donde sea: lamen las piedras o se lamen la piel unos a otros. De hecho, los ganaderos suelen agregar sal a su dieta para estimularles el apetito. Al estimular los iones de cloro dentro de su organismo se activa la necesidad de comer en los sistemas digestivo y nervioso. Y al aumentar el consumo de sal en las vacas, por ejemplo, aumenta su producción de leche. 

Por ello, se aconseja precaución en las carreteras estos días, no sólo por las placas de hielo sino también por los animales que podemos encontrar. Sólo en Logroño existe una aprovisionamiento de 20.000 kilos de sal para abastecer a las máquinas y más de 2.000 kilos en otros puntos de la ciudad. 

En otras comunidades el riesgo de encontrarse con animales en la carretera ha llevado a algunas administraciones a sustituir la sal granulada por líquido, después de los accidentes por atropello de fauna que acudía a saborear la sal. 

¿Por qué echamos sal en las carreteras?

Para evitar accidentes, la sal es uno de los recursos que utilizamos cuando en invierno se forman capas de hielo en la calzada. El motivo es que la sal derrite el hielo porque hace que baje el punto de congelación del agua. Como detalla espaciociencia, el agua líquida y el agua helada tienen un equilibrio molecular y lo que hace la sal es romperlo y hacer descender su temperatura,  impidiendo que la velocidad de congelación del agua sea menor. 

Realmente el hielo no se funde, lo que se funde es la disolución de agua y sal. La sal por sí sola nunca disminuiría el punto de congelación del agua, que seguirá siendo por debajo de 0ºC, pero la mezcla de sal y agua forma una disolución donde el punto de congelación ya no se sitúa en los cero grados, sino a una temperatura inferior.

|||

A favor En contra

0 comentarios
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí