Jueves 9 de Diciembre de 2021Actualizado 09:50

El 28 de octubre de 2017

Tiempo de lectura: 03:35
|||

La inconsistencia no tiene premio

El Clavijo encadena su tercera derrota seguida tras perder en Cáceres por 91 a 77 merced a ligeras lagunas defensivas y falta de acierto exterior.

Derrota del Clavijo en Cáceres

Rioja2

Tercera derrota seguida del Clavijo en el que se está demostrando que Yates, él sólo, no es suficiente para mantener a flote a un equipo que necesita el acierto exterior para mostrar sus mejores armas. La intensidad defensiva, importantísima, hay que mantenerla el mayor tiempo posible, ser regular, porque, como viene sucediendo, el ataque de los riojanos, por el momento, no van tan fluido como se requiere. Da igual que Jenaro Díaz rote en aras de la frescura física y mental si el bloque sufre pájaras que le obligan a ir a remolque durante muchos minutos. Algo similar aconteció ante Cáceres, donde se perdió 91-77, después de verse fuera, 38-23, reaccionar, meterse en el choque, 55-53, y recaer ante el acierto en triple de un rival que rozó el 50% en esas lides. 

El 8-2 y 12-4 de partida marcaba que el Cáceres había salido más metido en el duelo que los riojanos, algo perdidos. Sólo en la recta final del primer cuarto tras un 20-13 complicado, se intuyó un atisbo de reacción, merced a dos acciones positivas de Cabot y otra de Bravo para cerrar los diez minutos iniciales con un esperanzador 20-17 después de un mal inicio en el que Rakocevic y Jakstas habían liderado a los suyos con 16 puntos entre ambos. Lo pero parecía que ya había pasado y había sensaciones de poder estar peleando por el partido.

Sin embargo, tras una canasta de Adala Moto, 20-19, el Clavijo recibió un parcial duro de 9-0 que evidenció que algo no funcionaba en el engranaje defensivo. En esta ocasión era Grabaukas y un triple de Pérez los que parecían dar la puntilla a los riojanos, 29-19. Un marcador que se estiró hasta el 34-21 en el minuto 14.  Del 38-23 al 42-26 en un visto y no visto sin que Jenaro Díaz pusiera freno a la sangría pese a los intentos de ir modificando constantemente los quintetos. Daba igual. De nuevo, los riojanos apretaban con un 0-6 pero servía para que las diferencias no fueran más abultadas de los 13 puntos al descanso, 37-24. Hasta el momento, se acusaba la ausencia de rebote (15 contra 11)  y un pésimo lanzamiento de tres (1 de 8) que tuvo continuidad en el segundo tiempo (5 de 20 a la conclusión). Todo ello, afectaba a la valoración global y es que Cáceres doblaba en puntuación (61 frente a 30) a un Clavijo con poco a lo que agarrarse.

Estaba mejor el Clavijo tras la reanudación con un gran parcial favorable en cuatro minutos, 4-15, que dejaba un 51-49 preocupante para los extremeños. La intensidad defensiva estaba provocando pérdidas en los anfitriones que aprovechaban los riojanos para meter canastas fáciles. Coggins y Yates lideraban a los suyos para estrechar el marcador hasta el 53-51 en mitad del cuarto. Pero dos triples de Ward y otro de Rakocevic acabó por hundir a un Clavijo que había luchado para pelear por el partido y que lo había hecho en balde. Sólo Adala Moto estaba acertado, pero era insufciente porque los locales se escapaban 63-55 y 68-59 con diez minutos por disputarse.

Cáceres no quería echar por la borda lo realizado así que insistió en lo que mejor estaba haciendo para mantener la renta entorno a los diez puntos, 74-64 y 79-66 después de un triple de Corrales, que tuvo contestación por parte de Coggins, 79-69 a 5 minutos del final. Intercambio de canastas que favorecía a los locales hasta que un triple de Corrrales, un robo de Ward y un posterior mate de Grabauskas confirmaban, con el 88-73, lo que había estado amasando y mereciendo Cáceres todo el encuentro, el triunfo. El 91-77 posterior fue anecdótico porque mucho antes ya se sabía quién iba a celebrar la victoria.

La inconsistencia defensiva en algunos momentos unido a la falta de acierto exterior acabaron por hundir a un Clavijo en el que Jansen -escolta holandés- debutó de manera testimonial. Enfrente, Cáceres se gustó con 12 de 27 desde el 6,75 metros, todo lo contrario que los riojano. Pero los cacereños también fueron mejores en el apartado reboteador, 38 por 32. Aspectos que se acusaron en la valoración final, 105 por 69. En esta ocasión, dio igual que los vencedores tuvieran dos pérdidas mas que los logroñeses o que los de Jenaro Díaz, como viene siendo casi una tónica, tiraran más que su rival, 66 lanzamientos frente a 63 -sin contar tiros libres-. Yates, una vez más, fue el mejor de los riojanos con 20 puntos y 9 rebotes, le siguió en el aspecto anotador Coggins, con 12.

Lo peor, sin duda es que se encadena la tercera derrota consecutiva para dejar un triste balance de 2-4 que deja al Calvijo en la posición 14 y que espera el próximo viernes la visita al Palacio de Melilla, tercer clasificado de LEB Oro.

FICHA TÉCNICA

Cáceres Patrimonio de la Humanidad: Corrales (9), Jakstas (17), Keshinro (4), Rakocevic (12) y Parejo (7), cinco inicial, Pérez (10), Grabauskas (10), Acosta, Ward (15) y Martínez (7). 

Clavijo: Quintela (6), Balamou (7), Coggins (12), Gutenius (7) y Yates (20), cinco inicial, Adala Moto (8), Jansen, Bravo (4), Cabot (6), Bieshaar (5) y Martínez (2)

Parciales: 20-17, 27-17 (47-34 al descanso), 21-25 (68-59) y 23-18 (91-77 al final).

Árbitros: Francisco Javier Bravo Loroño e Iyán González Gálvez. 

|||

A favor 1 En contra 0

0 comentarios
Consejo Regulador DOC RiojaFamilias de AcogidaConvivencia escolarPremios DDHHPuzle Descubriendo La Rioja
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí