Jueves 2 de Diciembre de 2021Actualizado 18:24

El 22 de abril de 2017

Tiempo de lectura: 03:37
|||

Al borde del precipicio

El Calzados Robusta pierde en Palencia, 89-77, y está obligado a ganar a Lleida y que Magia Huesca pierda ante Cáceres para no perder la categoría. 

Derrota del Calzados Robusta en Palencia

Partido Popular

Gran oportunidad perdida para depender de sí mismo -Magia Huesca perdió 79-67 frente a Melilla-, para haber involucrado a más rivales -cedieron Prat, Barcelona y TAU Castelló-, para alimentar un mayor porcentaje de ilusión y esperanza que el que hay actualmente. Una pena. Pero como toda la temporada. No hay que engañarse. La clasificación no es ficticia y si el Calzados Robusta es penúltimo y tiene un pie y medio en LEB Plata no es por mala suerte; es por méritos propios, por haber realizado una campaña irregular en la que ha demostrado no estar a la altura de la competición en muchos encuentros, sobre todo, por sus lagunas defensivas que le condenaron a convivir en la zona de descenso desde el arranque. Hoy, está al borde del precipicio.

La derrota ante Quesos Cerrato Palencia por 89-77 certifica eso, que el el Clavijo tiene muchas papeletas para acompañar a Marín a la tercera división del baloncesto nacional. Ahora, los pupilos de Antonio Pérez tiene una única opción a la que agarrarse el próximo viernes: deben ganar a Lleida -no se juega nada porque no tiene opciones de meterse en el play off- y que Magia Huesca pierde en casa ante Cáceres, ya se vio hace unos días en el Palacio que los extremeños dieron por terminada su temporada hace tiempo. Es lo que toca, creer en los cacereños. Difícil, la verdad. Pero mientras queden posibilidades, hay que aferrarse a ellas.

Es evidente que los riojanos tendrán que mejorar su actitud e intensidad defensiva, estar como mínimo al nivel ofrecido en su último encuentro en Logroño para poder creer en poder ganar al Lleida porque ante el Quesos Cerrato Palencia, un conjunto que pelea por mejorar su quinta posición. Otro día más, la defensa, la falta de concentración, los desajustes sufridos durante el segundo cuarto lastraron a un Clavijo que tuvo que ir contracorriente, que pese a estar a un buen nivel en ataque, por lo general. El cuadro palentino, de hecho, supo vivir del citado segundo cuarto, 27-15 de parcial-. Gracia a esos 10 minutos, sus mejores hombres se engancharon al partido para saber mantener una renta simpre cercana a los 10 puntos e incluso superior por momentos

El acierto en el tiro de tres -10 de 18- de los anfitriones y su superioridad en el rebote, pese a que el Calzados Robusta sólo concedió 6 opciones de segunda jugada, unido a esa ventaja que supo conservar el equipo de Sergio García. Un parcial postrero de 0-9 dejaba un 80-71 con tres minutos por jugar. Podía haber nervios en los castellanos, pero fue como una manera de morir en el intento. La hombrada nunca llegó porque Palencia demostró ser superior. De poco, o nada, sirvió el gran arranque de los logroñeses, su buen acierto inicial y su férrea defensa que incomodaba a un bloque al que le costaba incluso atacar. 

El 7-15 pintaba bien para los visitantes, pero con los cambios Palencia empezó a encontrar la manera de mejorar sus prestaciones para gracias a un parcial de 11-5 cerrar el primer cuarto con un 18-20 que dejaba todo abierto. Josep Pérez metía un triple que dejaba a los locales por delante. El equilibrio se mantuvo hasta que tras el 30-31 los palentinos apretaron atrás y recuperaron la soltura en ataque, justo cuando el Calzados Robusta acusaba el cansancio realizado hasta la fecha. Así que un parcial de 15-4 desatascaba el encuentro en favor de un Quesos Cerrato que llegaba al descanso con el 45-35.

Se reanudaba el duelo con un cuarto importante para ambos. Un 2-7 parecía volver a meter a los riojanos en el encuentro, pero Palencia recuperó sensaciones e insistió en lo que había hecho en el anterior período -intensidad defensiva y claridad en ataque- para volver a coger distancia, pese a que el Clavijo se agarraba y no permitía alegrías a su oponente. Es más, se puso casi a tiro, pero la defensa local fue más productiva en los minutos finales para que los anfitriones recuperaron el tono, 65-57.

Era el momento de dar un paso adelante y así lo entendió Palencia con un parcial de 15-5 que prácticamente rompía la contienda, 80-62 con 5 minutos para la conclusión. Y como viene sucediendo en muchos encuentros, el Calzados Robusta no baja los brazos, aprovecha cierta relajación de su oponente para enlazar acciones positivas y meter el miedo en el cuerpo a su rival. Esta vez, realizó un parcial de 0-9 en poco más de 100 segundos para colocar un 80-71. Urko tomó los mandos de los suyos en ataque para evitar el susto. Con todo decidido, 86-77, Blanch cerró el encuentro con un triple que deja muy tocado a un Calzados Robusta que no depende de sí mismo para conservar la plaza en LEB Oro.

FICHA TÉCNICA

Quesos Cerrato Palencia: Dani Rodríguez (11), Zamora (8), Otegui (15), Joan Tomàs (5), Barnes (14), cinco inicial, Samb (5), Bas (7),  Josep Pérez (8), Maldunas (7) y Blanch (9).

Calzados Robusta: Martín (3), Pressley (23), Norris (11), Bonifant (15) y Kupsas (5), cinco inicial, Galarreta (2), Tunde (4), Bravo (3), Garrido (2) y Birgander (9).

Parciales: 18-20, 27-15 (45-35 al descanso), 20-22 (65-57) y 24-20 (89-77 al final).

Árbitros: Ángel de Lucas de Lucas y Susana Gómez López. Eliminado por faltas personales el visitante Martín.

|||

A favor 2 En contra 0

0 comentarios
UR Semana de la CienciaConsejo Regulador DOC RiojaFamilias de AcogidaConvivencia escolarPremios DDHHTeatro Bretón PLAY
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí