Rioja2

Viernes 27 de Noviembre de 2020Actualizado 21:50

Hipoteca Gobierno La Rioja
El 11 de agosto de 2016

Tiempo de lectura: 01:50
|||

El 65% de los jóvenes con discapacidad se siente doblemente discriminado en su acceso al empleo

Desde la Fundación Adecco apuestan por normalizar la discapacidad para terminar con la discriminación.

Trabajo y discapacidad

Rioja2

A las empresas les cuesta darnos una primera oportunidad, siguen teniendo miedo y prefieren no arriesgarse”; “pesan más la dudas sobre lo que no podremos hacer que los beneficios económicos que recibirán por contratarnos”; “no tener experiencia pero tener un certificado de discapacidad es una mala combinación y te cierra muchas puertas”. Es lo que sienten, y padecen, muchos jóvenes con dispcapacidad que quieren acceder al mercado laboral y no pueden.

La Fundación Adecco ha realizado un informe según el cual factores como la sobreprotección familiar, el menor nivel formativo o los prejuicios empresariales siguen frenando la participación de los jóvenes con discapacidad en el mercado laboral: un 68% está desempleado, frente al 46% de sus coetáneos.

Además, sólo el 28% de los jóvenes con discapacidad en edad laboral es activo, es decir, el 72% no tiene empleo ni lo busca debido a los citados obstáculos. La tasa de actividad asciende al 37% entre el resto de los jóvenes.

Por esta razón, desde esta Fundación se plantea como reto de este siglo XXI "erradicar los prejuicios que limitan la participación de los jóvenes con discapacidad en el empleo, no sólo por una importantísima cuestión de ética o justicia social, sino porque nuestra economía les necesita para salir adelante". En una sociedad en máximos históricos de envejecimiento, aseguran, hay que promover su contribución al mercado laboral y apostar por la erradicación de todas las etiquetas que siguen limitando su talento. Lo contrario, no sólo refuerza el estigma, sino que perjudica a la economía en su conjunto.

Pero además, el 81%de los encuestados reclama más apoyos para que los jóvenes con discapacidad puedan acceder a un primer empleo: más orientación laboral, asesoramiento e incentivos para las empresas o una mayor formación en discapacidad a la sociedad.

Y es que “el primer paso para terminar con la discriminación es normalizar la discapacidad en el seno de la sociedad y de las empresas, ofreciendo una versión renovada de la misma y demostrando que el talento y las competencias no se anulan por un grado de discapacidad, sino que muy al contrario, pueden verse reforzados por la motivación, el afán de superación o la orientación a resultados". apuntan desde la Fundación. 

"Tenemos que dejar de valorarles como colectivos o minorías y empezar a verles como personas individuales. Cada persona es distinta y generalizar y etiquetar supone una discriminación inadmisible”, concluyen.

 

|||

A favor 0 En contra 3

6 comentarios

#7
dios13/08/2016 11:15h

A mí las mujeres me discriminan también....a ver para cuando una ley de igualdad y no discriminación que las obligue a "contratarme"....¿hay algo más importante que el amor? Cuotas YA!!!!

A favor 0 En contra 7 Denunciar

#5
dios12/08/2016 12:24h

Con tanta mierda sólo se genera resentimiento hacia estos y otros colectivos privilegiados a costa del resto....eso sí que los destruye y destruye la sociedad. Vosotros y los políticos sois generadores de odio.

A favor 0 En contra 8 Denunciar

#4
dios12/08/2016 12:22h

Ético no es robar a unos para ayudar a otros o privilegiar a través de la violencia a unos (por muy inferiores que sean) perjudicando a otros, eso no es ético. Justicia social no es justicia, es injusticia. Alguien que pide justicia social está pidiendo injusticia. ¿Si no por qué no le llaman justicia a secas? La diosa justicia tiene los ojos tapados, justicia social significa levantarle la venda. Todos somos desiguales, no hay ninguna razón para pensar que la igualdad es algo bueno, además de que es imposible de alcanzar e intentar acercarse a ella requiere de porras y pistolas. Discriminar es un derecho básico, sin discriminación hay dictadura. Discriminar no es malo. Ya podíais apuntar esto....LACRA....pero entonces no veis una subvención en la vida....porque tenéis libertad de expresión....pero sólo para mentir y difundir ideas y conceptos erróneos y dañinos. ESCORIA

A favor 0 En contra 8 Denunciar

#3
dios12/08/2016 12:14h

No es una cuestión de prejuicios, es algo razonado y con todo el sentido del mundo decir que una persona discapacitada no es igual que los demás y no tiene que venir un político a punta de pistola y con dinero robado a tratar de "igualar" nada.

A favor 0 En contra 9 Denunciar

#2
dios12/08/2016 12:12h

La discriminación es un derecho humano básico. Decir que no haya discriminación, es sinónimo de decir que no haya libertad...otro discriminará por ti y te impondrá su voluntad a punta de pistola. Sois un cáncer social, vosotros y los políticos. Escoria. Unos ignorantes que sólo saben repetir como loritos todos los dogmas de fe con los que os han adoctrinado en la escuela pública durante años. CÁNCER. Tenéis un compromiso con la verdad y con los valores de justicia y de libertad NULOS.

A favor 1 En contra 9 Denunciar

#1
dios12/08/2016 11:32h

El problema lo genera el Estado. Si un discapacitado sólo puede hacer trabajos sencillos por los que se cobra poco, no se le puede contratar. El Estado los condena al paro y los saca del mercado laboral (igual que los demás grupos menos productivos, incluidas muchas mujeres). ¿Qué mierda es esa de la normalización y la igualdad? Son desiguales, tienen capacidades disminuidas. Si hiciesen lo que pueden hacer y cobraran lo que tienen que cobrar por ello no serían ninguna carga. Son una carga en el momento en que los políticos, el cáncer de la sociedad, se empeñan con tanta corrección política de decirnos que son iguales.

A favor 2 En contra 9 Denunciar
Semana de la Ciencia online URBlack Friday Comercio25N Violencia Género PodemosCSIF Formación
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí