Rioja2

Lunes 10 de Agosto de 2020Actualizado 19:10

7 Ingeniería Industrial UR cabecera
El 17 de febrero de 2016

Tiempo de lectura: 03:03
|||

Los abogados, cautelosos con el ofrecimiento de Bankia

Tanto Gómez Garrido Abogados como Gil Gibernau recomienda no pedir la devolución de la inversión, porque el interés ofrecido por el banco es menor del legal, y acudir a los tribunales

Oficina de Bankia

Redacción

El despacho Gómez Garrido Abogados aconseja a los accionistas que compraron acciones en la salida a Bolsa de Bankia en 2011 que no soliciten la devolución de su inversión prometida hoy por la entidad y que acudan a los tribunales, porque el interés del 1% compensatorio anual que ofrece el banco es inferior al interés legal al que están obligados a pagar.

El consejero delegado de Bankia, José Sevilla, ha avanzado hoy que la entidad tendrá que devolver entre 1.400 y 1.500 millones de euros a cerca de 200.000 minoristas que acudieron a la Operación Pública de Suscripción de acciones (OPS) del banco en 2011, a través del nuevo procedimiento habilitado para la devolución de la inversión a cambio de las acciones.

Sin embargo, Gómez Garrido Abogados recomienda especialmente que no firmen la devolución del dinero todos aquellos que invirtieron más de 2.000 euros y les anima a acudir a la Justicia, donde podrán recuperar la totalidad de su inversión más los intereses generados desde el año 2011, que están por encima del 1% anual ofertado por Bankia.

La decisión de Bankia de devolver toda la inversión a los accionistas minoritarios que compraron acciones en la salida a Bolsa de la entidad en 2011 con un interés compensatorio del 1% anual llega después de los diferentes fallos adversos para el banco por parte de los tribunales y, fundamentalmente, tras el rechazo, a finales de enero de este año, del Tribunal Supremo de los dos recursos presentados por el banco contra las decisiones de distintos juzgados que habían decretado la nulidad de las órdenes de suscripción de sus acciones con ocasión de la oferta pública de suscripción de 2011.

El alto tribunal señalaba que hubo error en el consentimiento por parte de los inversores debido a las graves inexactitudes del folleto de la oferta pública de acciones y abría la puerta a que todos los pequeños inversores que suscribieron acciones de la entidad en su salida a Bolsa puedan reclamar judicialmente y recobrar su dinero. En toda España, los clientes minoristas afectados por la comercialización de este producto superan los 340.000.

Según el director jurídico del despacho, Javier Gómez Garrido, los afectados en La Rioja son pequeños inversores que adquirieron las acciones animados por la supuesta solvencia y alta rentabilidad de un producto financiero respaldado por unas cuentas de la entidad falseadas.

CON CAUTELA

En la misma línea se ha pronunciado el despacho de Gil-Gibernau Abogados, que considera que hay que tomarse el ofrecimiento de Bankia "con cautela", puesto que "los antecedentes no ayudan a confiar en Bankia" y no es la primera vez que la entidad hace un ofrecimiento a los accionistas que "finalmente no sirve para nada".

 Por ello, en caso de tener un procedimiento en curso y recibir la llamada de la entidad ofreciendo esta posibilidad de recuperar el dinero, se aconseja no aceptar y esperar al resultado del proceso judicial y a la sentencia que condenará a Bankia a devolver íntegramente el dinero, los intereses y las costas. 

Desde Gil-Gibernau explican que el banco se ofrece a devolver el dinero, más el interés del 1%, en un plazo máximo de 15 días desde la presentación de un formulario pero han subrayado que no ofrece la devolución de los intereses legales, que giran en torno al 4%. Tampoco se hace cargo de los gastos del procedimiento judicial (honorarios de abogado y procurador) que, por tanto, deberán ser asumidos por el accionista.

Frente a esta propuesta, los tribunales están condenando a Bankia a devolver todo el dinero invertido, más los intereses legales del 4% y más los gastos del procedimiento, de tal forma que aquellos que demandaron judicialmente están recuperando íntegramente su inversión más los intereses legales y sin pagar dichos gastos.

Como ejemplo, han detallado que a una persona que compró 6.000 euros en acciones en 2011 y que ha presentado una demanda contra Bankia, actualmente en tramitación, Bankia le ofrecería recuperar los 6.000 euros, más 60 de intereses y retirar la demanda, lo que supone que el cliente debería pagar los gastos del procedimiento (1.000 euros), con lo que recuperaría 5.060 euros.

Sin embargo, la sentencia judicial condenaría a Bankia a devolver los 6.000 euros, más 240 de intereses legales, más los gastos del procedimiento, con lo que recuperaría 6.240 euros.

 

 

 

|||

A favor 3 En contra 1

0 comentarios
Barranco Perdido7 Ingeniería industrial UR cuadradoAgresiones Sexuales Gobierno
USO DE COOKIES

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejorservicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando,consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí